Redacción | Sanlúcar.- Agentes de la Policía Nacional rescataron  a tres personas  del interior de una vivienda en Sanlucar de Barrameda (Cádiz) tras producirse un incendio en su interior que provocó un densa cantidad de humo.  Gracias  a la rápida intervención de los policías, se logró evacuar a un joven inconsciente y a dos personas mayores mientras se contenía la propagación del fuego utilizando un extintor de dotación de los vehículos policiales.

El pasado día 21 de febrero la Policía Nacional recibió un aviso de incendio en una vivienda situada en  la Calle San Jerónimo de la localidad de Sanlúcar de Barrameda. A su llegada al lugar, los agentes observaron como de  la zona superior de   una vivienda de dos plantas salía gran cantidad de humo y llamas. Los vecinos congregados en el lugar informaron a los policías que en el interior de la casa había varias personas solicitando auxilio.


Ante estas manifestaciones, los policías entraron en la vivienda  y subieron hasta la primera planta. En una acción coordinada entre ambos agentes, uno de ellos utilizó un  extintor del vehículo policial para sofocar  incendio con la intención de que no se propagara aún más. Mientras el otro policía buscó las personas que pudieran encontrarse en su interior, hallando a un joven inconsciente en el suelo de la vivienda, al que consigue bajar por la escalera y sacarlo al exterior de la vivienda, procediendo a tumbarlo en un lugar seguro.

Tras esto, regresa al interior de la vivienda y logra sacar de la misma a sus propietarios, una mujer y un hombre de avanzada edad que se encontraban en gran estado de nerviosismo y desorientado debido a la  gran cantidad de humo que  habían inhalado.

El equipo de bomberos que llego al lugar controló y sofoco el incendio, quedando la vivienda completamente calcinada. La ambulancias de los servicios de emergencias trasladaron  a las tres víctimas hasta el Hospital Virgen del Camino, donde tanto el joven que fue hallado inconsciente en el suelo, como la mujer, quedaron  ingresados en dicho centro médico debido a las quemaduras sufridas, así como por la intoxicación debido a la inhalación de humo.

Un equipo de especialistas de la Brigada de Policía Científica,  experta en investigación de incendios fue comisionado al lugar de los hechos para  practicar la oportuna inspección ocular técnico policial. El informe preliminar  determinó que el incendio se originó a partir de una estufa antigua (de resistencia) o bien otra fuente de calor, siendo de carácter fortuito.

Los agentes que realizaron este servicio humanitario,  no sufrieron lesiones de las que tuvieran que ser atendidos, a excepción de una leve intoxicación por inhalación de humo.

Compartir con: