Redacción | Rota.- El caso de los “uniformes” sigue dando dolores de cabeza a dos ex-alcaldes de la localidad de Rota como son Lorenzo Sánchez de Roteños Unidos (RRUU) y María Eva Corrales del Partido Popular (PP). Próximamente se sentarán en el banquillo y junto a ellos, estará el actual alcalde de Chipiona,  Antonio Peña (PP), ya que fue edil en el Ayuntamiento roteño en el periodo por el cual se están juzgando tales hechos. En total serán unas veinte personas las que harán acto de presencia en la sede judicial.

Los hechos se remontan años atrás cuando se relacionó al ex-alcalde Lorenzo Sánchez y otros responsables municipales, con el suministro al Ayuntamiento de Rota de material proveniente de las empresas Epis Rotasur, la cooperativa Coanda, y Coanda Costuras. Una práctica que podría incurrir en un delito por “adjudicación ilegal”, según el auto emitido por el  Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Rota. A ello hay que sumar otras prácticas que salieron a la luz, en la cual Sánchez podría haber tomado el pelo, sustituyendo Episur Rota y la cooperativa Coanda, por la de Coanda Costuras para que él no figurase ni la titularidad, ni en la administración de las misma.


Próximamente determinará el juez, si Lorenzo Sánchez, concejales o técnicos incurrieron en delito alguno. Es por ello que el juicio se celebrará entre el 17 y 31 de mayo. El juicio se celebrará en nueve sesiones, los días 17, 18, 19, 23, 25, 26, 27, 30 y 31 de mayo, estando dedicadas las tres primeras al interrogatorio de los acusados, en su mayoría antiguos responsables y técnicos municipales de los gobiernos de RRUU y PP en el Ayuntamiento de Rota.

En las sesiones comprendidas entre el 23 y el 27 prestarán declaración más de 30 de testigos, mientras que las dos últimas se dedicarán a que las partes expongan sus informes finales.

Compartir con: