La consejera de Salud, Marina Álvarez, ha participado en San Fernando en el acto de conmemoración de los 25 años de la Fundación Andaluza para la Integración Social de Personas con Enfermedad Mental (FAISEM), en el que ha destacado la “valía y el compromiso” de esta entidad y toda su plantilla para ofrecer una atención de calidad a las personas con enfermedad grave en Andalucía. En esta línea, ha expresado que los avances que se han experimentado en esta atención han sido posible “gracias a todos los profesionales de esta Fundación al compromiso del movimiento asociativo y, de manera muy especial, al esfuerzo diario por la recuperación de las personas usuarias”.

En el acto de celebración de esta efeméride se ha reconocido a 20 profesionales jubilados de FAISEM, a los que la consejera ha agradecido “su trabajo en favor de la inclusión social de las personas con problemas de salud mental”. Estas distinciones las reciben esta veintena de personas, pero se reconoce toda la labor que vienen desarrollando los profesionales de FAISEM. Igualmente, también se ha distinguido a diez personas usuarias de las distintas provincias andaluzas “por su esfuerzo y entrega en sus historias personales de recuperación” y cuatro posters con buenas prácticas desarrolladas en distintos programas de FAISEM.

FAISEM cuenta con una red de recursos de apoyo social, en la que trabajan 1.106 profesionales, que desarrollan un conjunto de actuaciones y servicios en coordinación con las redes generales de servicios sanitarios y sociales, y a ellos se accede a través de los servicios de salud mental del sistema sanitario público andaluz y de la Agencia de Servicios Sociales y Dependencia de Andalucía.

La consejera ha señalado que los derechos de ciudadanía son “un importante reto que se plantea como principal meta del siglo XXI” y así se ha priorizado en el III Plan Integral de Salud Mental que dirige todas las actuaciones que se desarrollan en este ámbito en Andalucía. Álvarez ha señalado que con este compromiso se ha seguido creciendo en la calidad de los servicios públicos, por encima de cualquier otro interés particular, durante los años de la crisis, y ha resaltado el “ejemplo diario de nuestros usuarios, su lucha y su valentía, sin el cual todo esto no habría sido posible ni tendría ningún sentido”.

12.000 beneficiados en la red de recursos

Cerca de 12.000 personas se han beneficiado en 2017 en la red de recursos de FAISEM. Concretamente, el programa residencial cuenta con 1.935 plazas entre casas hogar, viviendas supervisadas, atención domiciliaria y residencias de personas mayores. Se trata de un conjunto de actividades y recursos orientados a favorecer la permanencia y participación activa en la vida social, de personas con discapacidades derivadas del padecimiento de enfermedades mentales, que ofrece la cobertura de un conjunto de necesidades básicas de la vida cotidiana como son: vivienda, manutención, determinados cuidados básicos y relaciones interpersonales significativas.

Las casas hogar cuentan con entre 10 y 20 residentes, con necesidad de apoyo en su autonomía personal para realizar tareas cotidianas, que disponen de personal durante las 24 horas del día.  Las viviendas supervisadas son para 3 ó 4 residentes, que no precisan presencia de personal las 24 horas del día.

Por su parte, el programa de empleo cuenta con actividades y recursos orientados a favorecer la permanencia y la participación activa en la vida social de personas con discapacidades derivadas de padecer enfermedades mentales, a través del ejercicio de distintos niveles de actividad productiva. En esta iniciativa se han atendido 2.751 personas  en el Servicio de Orientación y Apoyo al Empleo, de las que 812 han sido contratadas.

Asimismo, el programa de soporte diurno ofrece apoyo en distintos aspectos de la vida cotidiana de las personas con trastornos mentales graves, contribuyendo a organizar sus actividades, a desarrollar habilidades sociales y ciudadanas básicas y a establecer relaciones sociales estables. El programa dispone de centros de día, actividades ocupacionales y clubes y centros sociales.

Además, FAISEM ofrece apoyo relativo al soporte, judicialmente regulado, que algunas de ellas necesitan para manejar aspectos importantes de su vida. Precisamente para evitar asignaciones de tutelas inadecuadas e inefectivas se han puesto en marcha en Andalucía, Fundaciones Tutelares de las que se han beneficiado 1.989 personas.   

Por otra parte, están los programas específicos para grupos de personas con necesidades especiales que incluyen además la atención a la población penitenciaria y a las personas con trastornos mentales graves en riesgo de exclusión social y en situación sin hogar, el apoyo al movimiento asociativo, las actuaciones de lucha contra el estigma, y los programas de actividad física, arte, y formación, investigación y cooperación nacional e internacional.

Compartir con: