publicidad


Imagen de archivo.

Hace unos minutos que se ha izado la bandera amarilla, en las cuatro playas de la ciudad de Cádiz, con motivo de la aparición de una carabela portuguesa en la zona de Isecotel.

La bandera permanecerá durante toda la jornada de hoy. 
La carabela portuguesa es un carnívoro. Posee unos tentáculos venenosos, atrapa y paraliza a su presa. Por lo general, captura pequeños organismos acuáticos como peces y plancton.
Entendidos en la materia aseguran que en el ser humano, el veneno de la carabela portuguesa tiene consecuencias neurotóxicas, citotóxicas y cardiotóxicas, produciendo un dolor muy intenso, e incluso se han registrado casos de muerte.