Redacción | Chiclana.-  Un equipo de desactivado de la Unidad de Buceo de Cádiz (UNBUDIZ), perteneciente a la Armada y con base en la Estación Naval de Puntales, efectuó en la mañana de ayer la remoción y neutralización de lo que parecía ser un proyectil de 120 mm de calibre que fue hallado en la playa de Sancti Petri (Chiclana) y comunicado por la Guardia Civil.

La Guardia Civil dio el aviso al COVAM (Centro de Operaciones de Vigilancia Marítima de la Armada en Cartagena), quien a su vez activó a un equipo de desactivado submarino de la Unidad de Buceo de Cádiz para su traslado al lugar del incidente. La Guardia Civil por su parte acordonó la zona.


Debido a la gran afluencia de personal civil que se encontraba en la playa y a la proximidad de núcleos urbanos, se decidió trasladar el proyectil a uno de los campos de explosivos del Campo de Adiestramiento Sierra del Retín (Barbate) para su neutralización. Esta decisión evitó un bloqueo prolongado de la playa y aseguró a su vez al personal que por curiosidad se acercó a la zona, minimizando el impacto que de otra manera habría tenido en el uso cotidiano de dicha playa.

Las Unidades de Buceo de la Armada cuentan con personal especialista en desactivación de artefactos explosivos submarinos (EOD) y buceadores con especialización en técnicas de inutilización de minas, únicos capacitados para realizar este tipo de tareas. Esta actividad, en el ámbito marítimo, es competencia exclusiva de la Armada.

Compartir con: