publicidad


Cavada muestra su satisfacción por la botadura hoy de la primera de las cinco corbetas del contrato con Arabia Saudí, “que ha garantizado el empleo en un momento fundamental y que ha propiciado la puesta en marcha del Centro de Training El Barco y la recuperación patrimonial en el entorno de La Carraca”

La alcaldesa de San Fernando, Patricia Cavada, ha expresado hoy su satisfacción por la botadura de la primera de las corbetas construidas en el Astillero de San Fernando para la Marina Real saudí, así como por el inicio de los trabajos de la quinta y última de ellas hace escasos días. Como ha destacado la primera edil, “como alcaldesa siento un enorme orgullo por la enorme eficiencia y por el grado de cumplimiento de este contrato histórico con Arabia Saudí”, y ha añadido que “así volvemos a demostrar que en Navantia San Fernando hay un equipo de trabajadores y trabajadoras que hace bien su trabajo, y que cumple y responde con los encargos en tiempo y forma”.

Cavada ha puesto de relieve la importancia de este contrato con Arabia Saudí, que “ha significado un enorme impulso al empleo en San Fernando y en la Bahía de Cádiz en un momento trascendental tras una pandemia, y que ha dado oxígeno no solo a la industria principal, sino también a la industria auxiliar y colaboradora de la tractora”.

Hay que recordar que este contrato, que alcanza un importe de 1.800 millones de euros, supone una carga de trabajo global de alrededor de siete millones de horas que, traducido a empleo, alcanza la cifra de 6.000 anualmente durante cinco años, De estos, más de 1.100 son de la propia plantilla, más de 1.800 empleados de contratas, y más de 3.000 indirectos generados por otros suministradores. Serán más de 100 las empresas auxiliares que colaboren en el mismo.

Por si eso fuera poco, la regidora ha puesto de relieve que además de generar riqueza y empleo, este contrato ha permitido la puesta en marcha de proyectos tan importantes como el Centro de Training ‘El Barco’, un centro de formación naval y del Mar que se ubicará en la localidad y que nace con el objetivo de potenciar el sector de la industria naval en la provincia de Cádiz.

Junto a Navantia Sistemas, este centro consolida a San Fernando como punta de lanza de la industria naval de la mano de la innovación y la tecnología.  

Del mismo modo, Cavada ha recordado que asociada a este contrato de las corbetas también se está desarrollando una importante inversión en el entorno de La Carraca que va a permitir una importancia recuperación y puesta en uso de patrimonio. Es el caso de la reforma del antiguo Penal de las Cuatro Torres, que se convierte en una residencia militar para alojar a personas de marinería y a suboficiales. Además, están las viviendas de operarios para alojar a los oficiales cuya llegada está prevista a finales de 2020. Por su parte, el edificio de Fonda Correa se adaptará para su utilización como comedor de la plantilla. Asimismo, se han acordado varias actuaciones más que servirán para reubicar otros servicios necesarios para la comitiva saudí.

“Pensar en el futuro”

Pese a todo lo anterior y el hito importante que supone esta botadura, la alcaldesa ha dejado claro que “hay que pensar en el futuro de los astilleros de San Fernando y la Bahía de Cádiz”.

En este sentido, Cavada coincide con los argumentos de los representantes sindicales de estos centros industriales, y se une a su preocupación y reivindicación “de que ya se tiene que estar trabajando para firmar nuevos contratos y para cerrar nuevas cargas de trabajo que apuesten por la construcción naval en la Bahía de Cádiz”.

La primera edil ha dejado claro que “como alcaldesa voy a trasladar al presidente de la SEPI y a la presidenta de Navantia mi preocupación y la necesidad de que no se demoren esos contratos que garanticen la carga de trabajo fundamental para los astilleros de la ciudad y del resto de la Bahía”.