Hoy comienza la edición número 31 de la Operación Paso del Estrecho, que este año mantiene una previsión alcista en el paso de vehículos y pasajeros, por lo que podría volver a superarse la cifra de 3.000.000 de pasajeros alcanzada en 2017.


Se trata del mayor movimiento de personas y vehículos en Europa, en tan corto espacio de tiempo. Los puertos españoles involucrados en la Operación son: Algeciras, Tarifa, Málaga, Almería, Motril, Alicante, Valencia, Ceuta y Melilla.

Tras numerosas reuniones de planificación llevadas a cabo a lo largo de los últimos meses, la Dirección General de Protección Civil y Emergencias del Ministerio del Interior ha elaborado un Plan Especial de Protección Civil para la OPE 2018, en el que se recoge un amplio dispositivo para dar una respuesta fluida y eficaz al elevado número de vehículos y pasajeros que transitarán entre el 15 de junio y el 15 de septiembre por las carreteras y puertos españoles.

Puntos clave de la planificación

El calendario de la OPE, que se divide en dos fases: Salida (del 15 de junio al 15 de agosto) y Retorno (del 15 de julio al 15 de septiembre), incluye los días que, en principio, se plantean como más críticos por el volumen de embarques:

En la Fase de Salida, se han planteado como posibles días críticos el 13, 14, 15, 21, 22, 23, 28, 29, 30 y 31 de julio, así como el 1 de agosto, mientras que en la Fase de Retorno, se prevé que las mayores aglomeraciones se produzcan entre el 23 y el 26 de agosto. En estos días, podrán adoptarse medidas extraordinarias para agilizar el tránsito de vehículos y pasajeros.

El Plan de Flota ha sido dimensionado para poder dar salida en los días de máxima demanda a más de 93.086 personas y 22.940 vehículos, aumentando significativamente la oferta del año anterior. En total, 37 buques operarán en las 14 líneas establecidas para la OPE 2018. Además, este Plan contempla la conveniencia de habilitar puntos de atraque para barcos tipo “RO-RO” (buques de carga rodada para el transporte de mercancías), con capacidad suficiente para separar los vehículos de transporte de mercancías de los automóviles de los usuarios de la OPE, en las fechas de máxima intensidad.

Otro elemento fundamental de la OPE es el dispositivo de seguridad. Para este año, se han reforzado las dotaciones específicas de Guardia Civil y Policía Nacional, con el objetivo de garantizar el binomio seguridad-agilidad en los desplazamientos y en los embarques.

Además, la asistencia sanitaria y social estará garantizada gracias a la colaboración de los Servicios de Salud de las Comunidades Autónomas de Andalucía y Valencia, la participación de más de 350 voluntarios de Cruz Roja, y a las 86 personas contratadas por la Dirección General de Protección Civil y Emergencias (traductores y asistentes sociales) que darán apoyo en los puertos. Además, Sanidad Exterior ha establecido un sistema de información a viajeros sobre medidas higiénico-sanitarias y la Agencia Estatal del Medicamento realizará la habitual aportación de medicamentos y productos sanitarios.

Respecto al dispositivo previsto por la Dirección General de Tráfico, esta Dirección General habilitará las áreas de descanso y los puntos de información en ruta habituales, activará mensajes a través de los paneles informativos en carreteras y facilitará datos sobre el paso de vehículos en frontera a través del Sistema de Información de Fronteras (SIF).

Asimismo, a lo largo de los tres próximos meses, se desarrollarán campañas específicas de información a la población, a través de paneles informativos en carreteras, webs institucionales, mensajes radiofónicos y folletos

Compartir con: