Esta mañana han comenzado los trabajos de mejora de las céntricas calles Torno y Regina. Para ello se ha cortado el tráfico en los dos viales y se ha habilitado un itinerario alternativo: se desvía el tráfico hacia calle Bretones para quien venga desde Torno; se invierte el sentido de la circulación de la calle Zarate, para que quien acceda por calle Carmen Viejo disponga de salida hacia calle Regina y seguir dirección avenida Constitución.

Se habilitarán itinerarios peatonales para que el paso no se vea interrumpido y todos los pasos de vehículos de particulares o residentes se estudiarán y facilitarán durante la fase de obra.

Durante la obra, la parada del microbús urbano Barrio Alto-Barrio Bajo de Trascuesta se pasa a Madre de Dios.

Estos trabajos, incluidos en una actuación que incluye la mejora de varias zonas del municipio y que cuenta con un presupuesto global de 1.433.645,26€., es una nueva apuesta por mejorar el centro de la ciudad, haciendo especial hincapié en la movilidad sostenible, la accesibilidad y sobre todo una apuesta decidida por el comercio local y de proximidad, según ha explicado Víctor Mora.

El eje Torno-Regina se destinará al tráfico compartido de peatones y vehículos, como se hizo con calle Barrameda y que tan buen resultado ha obtenido de cara a la potenciación del pequeño y mediano comercio.

Se trata pues de una mejora sustancial del entorno, que viene a completar la actuación realizada en la Plaza de Abastos y su zona de influencia, ya que tanto la primera fase como la segunda contemplan igualmente arreglos de desperfectos en el acerado y asfalto de las zonas aledañas.

Estos trabajos se verán completados en un futuro con las obras de conexión del Barrio Alto–Barrio Bajo, contempladas en la EDUSI, y que se centrarán en la Cuesta de Belén.

Compartir con: