publicidad


Es la primera fase de un proyecto que permitirá aumentar la capacidad de desagüe de toda la zona en episodios de fuertes lluvias

Redacción | CÁDIZ.- Las obras que Aguas de Cádiz está ejecutando para mejorar la red de aguas pluviales en la Avenida del Puerto entre el tramo comprendido entre la Plaza de España y la Plaza de Sevilla concluirán a principios de esta semana.

Esta actuación, que comenzó en junio, tiene como objetivo final paliar las inundaciones que se producen en estas calles del centro de Cádiz en días de fuertes lluvias al dotar a esta zona y a su entorno de un sistema separativo de aguas pluviales y fecales, de forma que las aguas pluviales viertan al mar disminuyendo así los caudales que actualmente llegan a la estación de bombeo de San Juan de Dios.

Las obras, en las que Aguas de Cádiz ha invertido 122.000 euros, han consistido en la instalación de conexiones que aumentan la capacidad de transporte de caudales de aguas pluviales. Estas conexiones se han realizado en tres zonas: cerca de la plaza de Sevilla, en mitad de la Avenida del Puerto y frente al edificio de la Diputación. Desde esta última conexión, se ha instalado una tubería de 800 milímetros de diámetro -separada de la red de aguas fecales- hacia el interior del recinto portuario que mejorará el drenaje de la Avenida del Puerto al aumentar su capacidad de desagüe.

Al mismo tiempo, se han instalado también colectores y pozos de saneamiento en el recinto interior portuario para la conducción de estas aguas pluviales al mar. La intervención dentro del recinto portuario ha sido consensuada con la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz (APBC) a través de un acuerdo de colaboración en materia hidráulica. En el diseño de la obra se ha tenido en cuenta también que por estas conducciones puedan desaguar en el futuro las aguas pluviales procedentes de la Plaza de España.

Una vez que ha acabado esta primera fase de acometida de conexiones a la red de la APBC, está prevista una segunda fase también en la Avenida del Puerto para aumentar el número de imbornales y el diámetro de algunas conducciones de pluviales existentes en esta vía y en la Avenida de los Descubrimientos, sin interferir esta vez en el recinto portuario.

Se trata, por tanto, de una medida englobada dentro del proyecto amplio que viene desarrollando la empresa municipal Aguas de Cádiz en los últimos años para evitar las inundaciones que vienen soportando las calles del centro de la ciudad en días de fuertes lluvias.