“La labor del personal celador es vital para la asistencia sanitaria y en todos los ámbitos de la salud, tanto en la Atención Primaria, como en la Especializada y, por supuesto, en Urgencias. Desgraciadamente, no siempre es reconocida su importancia para el funcionamiento de nuestros centros sanitarios”, justifica Alberto Puyana, responsable del sector de Sanidad de CSIF Cádiz. Este fue uno de los motivos por el que CSIF Andalucía vio la necesidad de instaurar el día de hoy,  5 de noviembre, para reivindicar los derechos de este colectivo.


CSIF celebra por segundo año consecutivo el Día del Celador en reconocimiento de su trabajo, compromiso e importancia por ser el primer eslabón al servicio sanitario andaluz. “No siempre es reconocida su labor para el funcionamiento de nuestros centros por parte del SAS, ya que en muchos casos no se cubren las bajas ni los permisos de estos profesionales provocando que haya turnos en los que hay falta de personal y saturación en el trabajo”, afirma Puyana.

En este caso, además de reclamar que las sustituciones de bajas, permisos y licencias se cobran al 100%, también se exige desde el sindicato la tasa de reposición al 100%. “Hay que hacer un esfuerzo adicional en una categoría que ha visto cómo era especialmente golpeada durante la crisis con una pérdida importante de profesionales”, añade el responsable del sector de Sanidad de CSIF Cádiz.

Por otro lado,  CSIF considera que debe prestarse una mayor atención a los celadores, así como al resto de Personal de Gestión y Servicios en cuanto a la formación interna de los centros para atender sus necesidades y como medida de prevención de riesgos laborales.

CSIF ha exigido a la Administración la puesta en marcha de la carrera profesional para todo el personal en 2019, de la que también debe beneficiarse esta categoría, siendo un tema de negociación prioritario.  

Compartir con: