publicidad


El sindicato lamenta que ahora se instalen mamparas en las zonas de atención al ciudadano y que se entregue medio litro de antiséptico para las manos a la semana para cada centro sanitario

El sector de Sanidad de CSIF Cádiz quiere mostrar su indignación por la “incapacidad y dejadez de los responsables de los centros de Atención Primaria de la Bahía de Cádiz-La Janda a la hora de proteger sus plantillas de trabajadores”. 

Para CSIF es lamentable que justo ahora se estén instalando mamparas de protección en las zonas de atención al ciudadano, cuando desde un comienzo, la Administración negaba esta posibilidad por falta de infraestructuras adecuadas. Fue en la reunión del comité de prevención de riesgos laborales del 11 de marzo cuando CSIF exigió la instalación de las mamparas y, a día de hoy, se lamenta del número de contagiados que se podrían haber ahorrado si se hubiera tomado esta medida de protección a tiempo.

Igualmente, a día de hoy, faltan equipos de protección individual para los profesionales, a la mayoría solo se les ha entregado dos mascarillas por persona desde que comenzó la crisis sanitaria, y solo hay medio litro de antiséptico para el lavado de manos para cada centro de salud a la semana. Por último, desde CSIF se denuncia que no se están realizando tests de Covid-19 a todo el personal que ha estado en contacto con positivos, y a los que se les ha hecho el análisis, sin esperar a conocer el resultado, la Gerencia ha intentado incorporarlos a sus puestos de trabajo, suponiendo un auténtico riesgo de contagio para toda la plantilla de un centro de salud y sus usuarios.

Esta situación de desprotección es, a juicio de CSIF, fruto de la dejadez e improvisación de la Dirección-gerencia del Distrito Bahía de Cádiz-La Janda, con lo que se ha dejado a sus trabajadores totalmente expuestos al Covid-19, sin impedir la propagación del virus entre personal y usuarios. 

Tal es la falta de capacidad de gestión de este distrito, que la información hacia los legítimos representantes de los trabajadores no fluye adecuadamente. De hecho, los datos que maneja CSIF en cuanto a profesionales en aislamiento y positivos en coronavirus son del miércoles pasado. En aquel momento había 40 trabajadores de Atención Primaria de toda la comarca en aislamiento domiciliario y 3 positivos, por lo que las cifras a día de hoy han de ser más elevadas. Además, desde CSIF se advierte que, si las medidas de protección y prevención siguen siendo tan insuficientes, los contagios entre profesionales y usuarios seguirán creciendo en los próximos días.

En cuanto al resto de distritos sanitarios de la provincia (Jerez-Sierra-Costa Noroeste y Campo de Gibraltar), CSIF está sufriendo problemas de comunicación con sus respectivas direcciones-gerencia y alerta de que la falta de materiales de protección es totalmente alarmante y generalizada para la mayoría de centros de Atención Primaria.