Redacción.- El pasado pleno, la edil del PP Mª José de Alba cuestionó al gobierno de Cavada y Fran Romero por los motivos que habían llevado al despido de dos trabajadoras sociales que se ocupaban, desde 2008, de tramitar la Ley de la Dependencia en el Ayuntamiento isleño.

Ambas trabajadoras formaban parte del refuerzo de la plantilla municipal subvencionado por la Junta de Andalucía a través de un programa que se da desde que la ley entró en vigor y para su implantación de manera gradual en el municipio.

De Alba asegura que “no entendemos ni aceptamos las razones del despido, no tiene ninguna lógica y perjudica notablemente a nuestra ciudad, a los usuarios y a los propios funcionarios de la delegación de Servicios Sociales que tendrán que asumir, a partir de ahora, el trabajo que han dejado de desempeñar las dos trabajadoras despedidas”.

La edil también apunta a que esta situación solo se da en San Fernando. “La Junta  sigue manteniendo la ayuda para la contratación de personal y, sin embargo, el bipartito prefiere saturar aún más la plantilla municipal y desatender a los beneficiarios de la Ley de Dependencia que mantener un servicio que pagaba otra administración. Además el de San Fernando es el único Ayuntamiento de Andalucía en el que se producen estos despidos, en el resto siguen manteniéndose los puestos de trabajo por la sencilla razón de que las ayudas continúan llegando”, afirmó.