economLa presidenta de la Diputación de Cádiz, Irene García, ha anunciado la inminente puesta en marcha de un Plan de Empleo para municipios menores de 20.000 habitantes y Entidades Locales Autónomas –ELA- de la provincia, dotado con 4,2 millones de euros, procedentes de fondos propios. El proyecto ha sido presentado a los alcaldes de las 40 poblaciones gaditanas que cumplen estos requisitos y que forman parte del Consejo de Alcaldías, que ha celebrado su segunda reunión y que ha tenido este tema como asunto principal de su orden del día.

La presidenta ha destacado varios aspectos sobre el Plan, como su vocación de utilidad social, ya que pretende llegar a las familias de la provincia que atraviesan dificultades y la transparencia en el reparto de fondos, atendiendo a criterios objetivos y cuantificables. Irene García ha puesto de relevancia la agilidad que con que se ha procedido a su tramitación, de manera urgente, para que pudiera aplicarse en estas fechas de inicio del curso escolar en que las familias afrontan gastos extras. De hecho, se ha dado un plazo de diez días a los ayuntamientos para presentar sus propuestas y para que en octubre ya dé comienzo. La Diputación va a adelantar el 100% de su aportación al inicio del programa, con lo que los ayuntamientos no tendrán que asumir ningún gasto.

En total serán 1.035 los beneficiarios de este programa, cuyo reparto atiende a criterios de urgencia social, ya que en un 75% está determinado por la tasa de desempleo y el resto, un 25%, a criterios poblacionales. “Hemos querido ser justos y transparentes en el reparto”, ha afirmado la presidenta, que ha explicado que cada persona será contratada por un mínimo de dos meses.

Irene García ha detallado que de los 4,2 millones con que está dotado este Plan de Empleo, en torno a 300.000 euros son para las ELA. La mayoría del gasto se destina a contrataciones y sólo el 15% para materiales.

En la reunión del Consejo de Alcaldías, la presidenta ha informado de los trámites administrativos que seguirá este plan de cooperación, que será debatido mañana en la Comisión Informativa Permanente y sometido a votación para su aprobación en el Pleno Ordinario de septiembre, que tendrá lugar el próximo día 23. De este modo, los alcaldes han conocido de primera mano cuál será su papel en este programa y han podido elevar sus dudas y sugerencias para su puesta en funcionamiento.

Los ayuntamientos tendrán que presentar una memoria explicativa de las obras que quieran desarrollar en sus localidades y contratar a los beneficiarios. Irene García ha explicado que se procede de este modo porque cada ayuntamiento es el mejor conocedor de las prioridades de su localidad y maneja los mejores datos sobre las necesidades de sus vecinos, a través de los servicios sociales municipales. La Diputación ha destinado una cantidad para gastos de gestión y asegurar que el Plan de Cooperación tenga coste cero.

La presidenta ha afirmado que con este Plan de Empleo el equipo de Gobierno cumple con uno de los compromisos manifestados en su discurso de investidura.

En la reunión también se ha tratado sobre los ajustes en la manera de proceder del Servicio Provincial de Recaudación para mejorar su funcionamiento.

En la sesión de trabajo del Consejo de Alcaldías,  Irene García ha estado acompañada por la vicepresidenta segunda Maribel Peinado, la diputada de Empleo, Ana Carrera, la de Asistencia Municipal, Encarnación Niño, y el de Hacienda y Recaudación, Jesús Solís.