Redacción | Chiclana.- El IES Fernando Quiñones ha acogido esta semana la clausura del proyecto de Reinserción Educativa, que es una iniciativa surgida del programa de absentismo escolar y que se incluye dentro del Plan Local de Acción en Materia Educativa y del programa de apoyo al alumnado en situación de riesgo educativo, que pone en marcha la Delegación Municipal de Educación. Este proyecto supone una respuesta novedosa, que consiste en una adaptación curricular individualizada, ajustando y adaptando la enseñanza normalizada para que el alumnado consiga alcanzar los objetivos propuestos en su etapa y, además, logre una formación profesional conforme a sus capacidades e intereses.

Además, esta iniciativa es una medida de atención a la diversidad de carácter eminentemente preventivo que pretende integrar al alumno en un proceso educativo excepcional, promueve la responsabilidad y el protagonismo del alumno, mediante el contacto directo del aprendizaje de una profesión u oficio.  Lo más interesante de este proyecto es el cambio de expectativas que provoca en el alumnado y la mejora en cuanto a la relación familiar, con los profesores, con sus compañeros y, en definitiva, consigo mismo


En el presente curso, han sido trece los alumnos derivados de distintos centros a este proyecto, de los que seis han terminado positivamente el proyecto. Unos alumnos que han contado con la implicación de sus compañeros, de sus familias, de agentes sociales, de instituciones socioeducativas y de empresas colaboradoras del sector privado. Todos ellos recibieron en este acto de clausura sus diplomas de aprovechamiento, sus familias recibieron los de participación y las empresas recibieron los de agradecimiento.

El delegado municipal de Educación, Joaquín Páez, presente en el acto ha agradecido especialmente “la implicación desinteresada de las empresas y la implicación de las familias de los alumnos participantes en este programa”. Además, ha animado a todos los participantes a continuar con sus estudios, enfocándolos hacia la formación profesional de la que ya tienen referencia gracias a este proyecto. Páez también ha mostrado su satisfacción porque “programas como este ofrecen nuevas oportunidades a alumnos y alumnas, que en otras circunstancias hubiesen sido descartados por el sistema. Esto es un ejemplo de que en Chiclana se hacen esfuerzos para que esta segunda oportunidad sea posible”.

 

Compartir con: