El concejal de Inclusión y Políticas Sociales, Jaime Armario, ha anunciado que el Ayuntamiento destinará este año un total de 126.304 euros para financiar los doce proyectos de cooperación internacional que siete organizaciones no gubernamentales han presentado a la convocatoria de ayuda municipal para el desarrollo de 2018.

Armario ha valorado el apoyo y la colaboración que el Gobierno municipal viene ofreciendo año tras año a estas entidades como muestra de reconocimiento por el trabajo que realizan en países o zonas en vías de desarrollo. Son subvenciones en régimen de concurrencia competitiva, ha indicado. Cabe destacar que el número de organizaciones de esta índole subvencionadas por el gobierno local se ha visto duplicado desde 2016, apostilla el edil.

Las subvenciones se conceden en función de dos epígrafes: proyectos de cooperación para el desarrollo y proyectos de sensibilización y educación, explica el edil. Al primero corresponde el 85% del presupuesto librado para para este tipo de subvenciones y el 15% restante se destina para sensibilización y educación. Las ayudas oscilan entre los 39.319 euros y los 6.839 euros en función del proyecto solicitado.

Organizaciones No Gubernamentales como Manos Unidas, Madre Coraje, Cooperación por la Paz, Proyde, Fundación pro Libertas, Fundación Spínola Solidaria y Pro Derecho Humanos de Andalucía son las beneficiarias de estas ayudas que se reflejan en el Presupuesto Municipal bajo la consigna de ‘Ayudas para países o zonas en vías de desarrollo’ y, como indica el concejal Jaime Armario, los proyectos presentados por estas organizaciones “son en una amplia mayoría de los casos iniciativas muy candentes con la situación que se vive en determinadas zonas geográficas pero con problemas que atañen hoy día a la sociedad en general y la necesidad de concienciar sobre ello, que sobre ellos planea la amenaza de ser ignorados, y que van desde la inmigración a  los derechos de las mujeres o los conflictos armados en países hispanoamericanos”.

Las entidades y proyectos beneficiarios son los siguientes:

-Fundación Prolibertas y su proyecto “Abriendo alas”, destinado a la formación en derechos y habilidades sociales a través de la educación para niños y niñas y adolescentes en riesgos de exclusión social de los l barrios de La Galera y Belgrano, de la ciudad argentina de Córdoba.

-Asociación Madre Coraje y su proyecto de cooperación al desarrollo de mejora de la nutrición materno infantil en las comunidades rurales de Montepuez y Namuco, de Cabo-Delgado (Mozambique).

-Manos Unidas y su proyecto de sensibilización y cooperación al desarrollo sobre el fortalecimiento de iniciativas económicas rurales y dinamización del comercio de red económica solidario en dos municipios del departamento de San Vicente de El Salvador.

-Asociación Proyde (Promoción y Desarrollo) y sus dos programas, uno de ellos de educación primaria plena y de calidad para los niños y niñas del norte de Togo mediante la formación de profesorado y recursos humanos de la red de escuelas rurales y el otro, de sensibilización denominado “Jóvenes por el consumo responsable, te atreves a cambiar?”.

-Asamblea de Cooperación por la Paz y su proyecto para consolidar el proceso de acceso al derecho fundamental de las víctimas del conflicto armado colombiano a la restitución de sus tierras en el departamento de Antioquía (Colombia).

-Asociación Pro-Derechos Humanos de Andalucía y sus proyectos “Cultura de paz y resolución de conflictos”, “Una mirada íntima a las migraciones: la enciclopedia de los migrantes” y “Movimiento de lucha por los derechos de las mujeres del siglo XXI”, de Martil-Tetúan (Marruecos).

-Fundación Spínola Solidaria y su proyecto “Dando alas a la esperando en el bañado norte”, de Asunción (Paraguay).