publicidad


La medida se aplica por prevención tras confirmarse en la ciudad un caso del virus del Nilo en un caballo. No obstante, el concejal de Salud, Pedro Olmedo, aclara que “no hay motivo para alarmarse puesto que Puerto Real no presenta plaga por este insecto” 

El Ayuntamiento a través de la empresa Coplaga, autorizada para el control de plagas, ha comenzado en el día de hoy un tratamiento preventivo para luchar contra los mosquitos intensificando de esta forma la fumigación contra este insecto tras detectarse el virus del Nilo en un caballo. Así lo ha comunicado el concejal delegado de Salud, Pedro Olmedo, quien manifiesta que “esta medida se adopta como prevención para evitar cualquier incidencia en la salud de la personas” y que no hay motivo para estar preocupados puesto que Puerto Real no presenta plaga por este insecto”.

Desde Coplaga se ha realizado una diagnosis para determinar las zonas sensibles a la infestación por mosquitos que serán objeto de actuación mediante la aplicación del tratamiento preventivo oportuno. Dentro de éstas se encuentran la calle Algeciras hasta Casines, el Paseo Marítimo, varias zonas del Río San Pedro, Avenida de La Constitución, zona de la antigua central lechera y parques infantiles de las barriadas rurales: Barrio Jarana, Meadero de la Reina, Marquesado y La Chacona. 

Asimismo el teniente de alcaldesa delegado de Medio Ambiente, Carlos Salguero, ha dado las instrucciones oportunas a la empresa pública Grupo Energético de Puerto Real (GEN) para que, conjuntamente con los operarios de la Brigada Municipal, se proceda a la limpieza de todas las fuentes que no están en funcionamiento, trabajos que ya están en marcha como se aprecia en las imágenes. Posteriormente será Coplaga la que trate tanto las fuentes activas como las que no lo están con productos específicos para impedir la cría y por ende la proliferación de mosquitos.    

Igualmente Gen va a limpiar las fuentes que no están en funcionamiento y Coplaga va a tratar todas las fuentes activas e inactivas con productos específicos que impidan la cría y proliferación de los mosquitos.

Para evitar la picadura de este insecto se recomienda el uso de repelentes antimosquitos, la colocación de mosquiteras o mantener las ventanas cerradas en horas de mayor actividad de los mosquitos, una correcta higiene personal evitando perfumes de fuerte olor y evitar pasear por zonas de acumulación de mosquitos al amanecer y al atardecer.