El Ayuntamiento de San Fernando ha dado inicio a una campaña de promoción de la Feria del Carmen y de la Sal de 2018 que supondrá una serie de impactos desde este momento hasta poco antes del comienzo de una de las fiestas de mayor relevancia de la ciudad, cuya próxima edición se desarrollará del 11 al 16 de julio.

Esta “campaña de comunicación potente a dos meses de nuestra feria y cuando ha comenzado la época anual de celebración de las ferias más importantes de nuestro entorno –explica Conrado Rodríguez, concejal de Presidencia y Desarrollo Económico- viene a poner en valor el protagonismo de la Feria del Carmen y de la Sal por su historia, su idiosincrasia y las ventajas que supone para el creciente sector hostelero de La Isla y las entidades sociales instalar una caseta en el recinto ferial, incluyendo los precios de coste de tasas más bajos que en ediciones anteriores”.

El concejal Conrado Rodríguez y la concejala de Fiestas, Mar Suárez, han comparecido ante los medios de comunicación para explicar que esta campaña de comunicación incluirá difusión extraordinaria de información en medios, redes sociales y web municipal, Oficina de Turismo, concejalía de Fiestas, etc. que pondrá el acento en difundir las excelencias de la feria isleña y facilitar los trámites necesarios para instalar caseta a través de un documento denominado coloquialmente como el ‘Manual de Caseta’, en que consta el plazo de solicitud para montar caseta, los precios de las tasas y cómo se pueden abonar. Así mismo, la campaña será participativa y a ella se está invitando a entidades y particulares que montan caseta para que, a través de mensajes audiovisuales, alienten al tejido asociativo y a los sectores económicos de la ciudad a instalar caseta en el recinto ferial.
Desde el gobierno municipal se quiere poner en valor la trascendencia de la Feria del Carmen y de la Sal entre las fiestas de la provincia gaditana. Se trata de la Feria más antigua del entorno y una de las que más en la comunidad andaluza, teniendo su origen alrededor del año 1820, cuando comenzó a extenderse a lo largo del centro de la ciudad hasta su ubicación en el Parque Almirante Laulhé y lo que significó, en la pasada década de los ochenta, trasladarla al recinto actual de la Magdalena, “un punto de inflexión que hoy día ha permitido que la feria cuente con más de 8.500 metros cuadrados de extensión de zona de casetas, bolsas de aparcamiento para más de 2.000 vehículos, una extraordinaria comunicación con la Bahía de Cádiz a través de la Ronda del Estero y de las más seguras de Andalucía”, ha explicado Conrado Rodríguez.

El edil también ha invitado a valorar, tanto por los isleños e isleñas como por las personas de otras localidades que se convierten en potenciales visitantes, el carácter “abierto y cercano de la feria de La Isla, una feria en la que el visitante se encuentra con un excelente trato humano y experiencia gracias a las asociaciones, entidades, empresas y particulares que montan año tras año y que encuentran una clientela fiel e identificada con ellas y a la que se pueden sumar nuevas casetas que engrandecerán la gran fiesta del verano en la provincia”, afirma Rodríguez, que ha querido agradecer la implicación de hermandades, cofradías, clubes deportivos, empresas y grupos particulares, así como al pujante sector de la hostelería, “que estamos convencidos responderá al llamamiento que hacemos para, entre todos y todas, darle aun más valor a nuestra feria”.

Entre los datos más relevantes que figuran en el ‘Manual de Caseta’ se encuentran el plazo de presentación de solicitudes para montar caseta, que permanece abierto hasta el viernes 25 de mayo; la importancia de reservar la ubicación de años anteriores para quienes ya han montado el pasado año; el pago de las tasas fiscales a través de dos periodos, el primero establecido por la Concejalía de Fiestas y el segundo en un plazo no superior a los siete días siguientes a la finalización de la feria; los trámites de enganche de energía eléctrica y el precio medio final de una caseta en función de la superficie. De esta forma, una caseta de 10×10 metros puede montarse por un montante final que apenas supera los mil euros (1.089,1 euros) y una con medidas de 10×15 metros por 1.524,60 euros, un coste de los más asequibles de las ferias del entorno.

Tanto el díptico promocional de la Feria del Carmen y de la Sal como el ‘Manual de Caseta’ se distribuirá desde este momento a través de prensa, redes sociales y en formato impreso en las oficinas del Ayuntamiento (C/ Real 63) y de Turismo (C/ Real, 26).

Compartir con: