mLa alcaldesa de la ciudad, Maribel Peinado, ha informado hoy de un nuevo proyecto que el Ayuntamiento ha propuesto para que en la barriada Río San Pedro tenga un gran parque de uso público con espacios verdes de aproximadamente 30.000 m2.

La pretensión del Ayuntamiento de Puerto Real es aprovechar el espacio resultante de la construcción del segundo puente sobre la Bahía de Cádiz, porque el nuevo nudo de comunicaciones que se ha creado para dar acceso a él desde nuestro municipio deja sin uso las carreteras existentes, creándose un espacio triangular que limita con la calle Proa en 450 metros lineales.

Esto ha propiciado que el equipo de gobierno presidido por Maribel Peinado haya propuesto al Ministerio de Fomento que este espacio se aproveche para uso público, dotándolo de equipamiento de ocio, una característica que ha venido definiendo la actuación municipal durante los últimos cuatro años.

“La superficie que ganamos para los ciudadanos –ha informado la alcaldesa- quedaría delimitada de forma natural en el exterior por los bordes de las nuevas carreteras y caminos de servicio, convenientemente cerrados, y por su linde interior por la calle Proa, de manera que queda incorporada perfectamente a la barriada del Río San Pedro por su parte más ancha, en la calle Proa, a lo largo de 450 metros”.

Esta incorporación deberá realizarse desde la calle Proa a la altura de las calles interiores de la urbanización y del CEIP Río San Pedro, realizando pasos elevados sobre la cuneta de recogida de aguas.

Maribel Peinado ha querido detallar el proyecto redactado por la Oficina Técnica Municipal, explicando cómo se ha gestado el parque del que van a poder disfrutar las familias del Río San Pedro. “Se van a mantener los elementos útiles, porque la carretera que ya no se usa se repara y se conserva, adaptándola para deportes de rueda (patinaje, bicicletas, juegos de adultos teledirigidos…) para footing y entrenamiento (pues llevará marcaciones de distancias, control de tiempos o dibujos de pistas deportivas) y por supuesto con total accesibilidad”.

“Asimismo –continúa la alcaldesa- se mantiene la estructura de los caminos naturales, adecuando su pavimentación al uso que van a tener, y que son los que van a definir los distintos espacios lúdicos y las islas verdes que se repoblarán con árboles, rodales de retamas, palmitos, lentiscos, lavanda, romero, etc. de bajo consumo de agua”.

En cuanto a los espacios lúdicos, Maribel Peinado ha anunciado que la intención es dotarlos de equipamientos para distintas edades y actividades, entre las que destacan zona de merendero, una pista de educación vial de 600 m2, pista de skate de 1.500 m2, pistas deportivas y de patinaje circular, zonas de ejercicio biosaludable, parque de aventuras e incluso suelta de mascotas. “Igualmente hemos creído conveniente una zona de restauración en forma de quiosco para bar con aseos y terraza”, asegura la alcaldesa, que espera que “tenga tanto éxito como está cosechando la intervención municipal en el Paseo de Andalucía”.

El proyecto se completa con la instalación de riego, alumbrado de caminos y zonas de ocio y bebederos.

Para la alcaldesa de la ciudad “la obra que se está llevando a cabo en el término municipal de Puerto Real constituye una excelente oportunidad para otorgar al Río San Pedro una zona de esparcimiento de la que carecía, destinada al ocio de familias, niños y mayores, y que supondrá el inicio de la transformación de la barriada que tenemos proyectada. Mi intención y la de mi equipo es la de dotar a este polígono residencial de espacios de ocio conjuntos y con equipamientos para que puedan disfrutar personas de todas las edades”.