publicidad


El gobierno local mantiene contactos con las organizaciones y colectivos de la ciudad para desarrollar este órgano con el que se quiere potenciar la comunicación y la participación para mejorar la ciudad

El Ayuntamiento de San Fernando está trabajando para promover la creación de la Mesa Local de Accesibilidad, un órgano fundamental que trabajará aún más por la inclusión y que servirá para potenciar la información, la comunicación y la participación de todos los colectivos para mejorar la ciudad.

Aseguran que el Gobierno municipal está realizando una ronda de reuniones con todas las asociaciones locales que representan a las personas con problemas de movilidad funcional tomar nota de sus aportaciones y recomendaciones, y para consensuar los trabajos de desarrollo de este órgano en el que estarán representados la Federación Gaditana de Personas con Discapacidad Física y/u Orgánica (Fegadi), la Organización Nacional de Ciegos de España (ONCE), la Asociación Isleña para la Ciudad Accesible (AICA), la Asociación San Fernando Accesible (ASFA), Cruz Roja, Centro de Recuperación de Personas con Discapacidad Física (CRMF), Upace y Adifi (Asociación de Personas con Discapacidad Física), así como la Federación de Asociaciones de Vecinos ‘Isla de León’. Junto a ellos estarán representantes de gobierno municipal, de los demás grupos políticos municipales y de la Policía Local. 

La principal función de esta Mesa Local de Accesibilidad, integrada dentro de la Agenda Urbana 2019-2023, será trabajar para garantizar que cualquier persona, especialmente aquellas que tengan limitaciones en la movilidad, en la comunicación o el entendimiento, pueda acceder a un lugar, objeto o servicio en condiciones de seguridad, comodidad y de la forma más autónoma y natural posible.

Este nuevo órgano tendrá como objetivos conseguir una sociedad inclusiva y accesible que garantice la autonomía de las personas, evite la discriminación y favorezca la igualdad de oportunidades para toda la ciudadanía, especialmente para las personas que tienen discapacidades, en un marco demográfico que tiende al incremento de la esperanza de vida y al envejecimiento de la población. 

Con su creación, la ciudad se dispondrá de una herramienta municipal, propia y eficiente, un espacio participativo en el que estarán representados todos los ámbitos y profesionales implicados con la inclusión, que coordinará todo el trabajo que se haga en pro de la accesibilidad y propiciará si cabe una mejor interlocución de las organizaciones con el Ayuntamiento. Será un instrumento ideal para fomentar el asociacionismo entre las personas con problemas de movilidad funcional, para facilitar la colaboración entre entidades, y que impulsará nuevas iniciativas y dará visibilidad a la problemática de este colectivo para sensibilizar a la sociedad.

En esa misma línea se enmarca la creación de que una vez constituida elaborará su propio reglamento de funcionamiento, y que se promueve en base a la Estrategia Europea, el marco constitucional y la legislación autonómica, a los que el Ayuntamiento incorpora todas sus políticas y normativa de impulso y apoyo al colectivo.