Redacción | San Fernando.- La concejala del PP isleño, María del Carmen Roa, ha exigido a Patricia Cavada que paralice el traslado de su despacho al edificio que ocupó el Museo Histórico Municipal y que el inmueble vuelva a tener un uso cultural público.

La también secretaria general de los populares recordó que existe un acuerdo mayoritario del Pleno en el que la Corporación Municipal instó a Cavada a frenar su pretensión de convertir el antiguo edificio del Museo en su nuevo despacho. “La alcaldesa socialista no puede actuar dándole la espalda a quienes representamos a la mayoría de isleños. Cabada se ha quedado sola con el único apoyo de su socio andalucista Fran Romero”, ha asegurado.


Desde que en febrero de 2016, Patricia Cavada decretase el cierre del Museo Histórico Municipal, todo lo que ha girado en torno al nuevo despacho de la alcaldesa ha estado marcado por el despropósito que supuso tal decisión. “El nuevo despacho nos está suponiendo a todos los isleños un gasto innecesario, más de 400.000 euros destinados a satisfacer el deseo de la alcaldesa socialista de tener –según sus propias palabras- un ‘despacho digno’ de su cargo. Es un equipamiento totalmente innecesario atendiendo a que las obras de rehabilitación del Ayuntamiento estarán concluidas en 2018, el año próximo”, recordó Roa.

Además, Cavada cuenta actualmente “con un despacho más que digno”, por el que han pasado, antes que ella, dos alcaldes. Por tanto, el PP insiste en que el traslado al antiguo Museo es innecesario, “un auténtico capricho”.

“San Fernando –apunta- se ha quedado sin Museo Municipal. La inmensa mayoría de los objetos que allí se exponían están en cajas, almacenados en un antiguo colegio. No es cierto que el Castillo de San Romualdo exhiba el patrimonio histórico de nuestra ciudad. Sólo se expone una mínima parte y, entre otras cuestiones, no cuenta ni con un proyecto de musealización”.

Por último la edil popular exigió a Patricia Cavada acatar la decisión adoptada por el Pleno Municipal en febrero de 2016 y se suspenda el traslado del despacho de la alcaldesa a la antigua sede del Museo Municipal.

Compartir con: