Redacción | El Puerto.- La concejal de los Populares de El Puerto, Marta Rodríguez, exigirá al equipo de Gobierno que se tomen las medidas oportunas ante los errores cometidos por el Caso del Centro de Protección Animal en el Pleno extraordinario, a petición del Grupo Popular, y que se celebrará mañana viernes, 22 de abril, a las 08:30 horas.

Rodríguez, en representación del Partido Popular en la Comisión Informativa Especial, alega que las sesiones celebradas en la comisión sólo han servido para comprobar que entre ellos no se ponen de acuerdo y que no tienen ni idea de lo que estaban haciendo, reconocido por el concejal de Medio Ambiente, Antonio Chacón. “Esta actuación ha sido un error político y de desconocimiento para gestionar la ciudad de El Puerto. Un despilfarro de más de 120.000 euros y que tiene que tener unas consecuencias y una responsabilidad política. Es inadmisible que esta gran equivocación de los concejales Antonio Chacón, Carmen Ojeda y María José Marín, no tengan ninguna repercusión ante el malgasto de dinero público de todos y cada uno de los portuenses”.

Por eso, desde el Partido Popular y ante la finalización de esta comisión informativa, el pasado 5 de abril solicitaron la convocatoria de un Pleno Extraordinario y que el equipo de Gobierno tenía la obligación de convocar tal y como indica la regulación vigente. Así, mañana viernes se celebrará esta sesión extraordinaria “para que los dirigentes políticos de nuestra ciudad admitan su error y sean consecuentes con las decisiones que se han tomado”. Alega la concejal popular.

Además, Marta Rodríguez recuerda que “por no llevar a cabo el proyecto del Centro de Protección Animal que, el Partido Popular tenía ya organizado para su ejecución, el tripartito se ha visto envuelto en una cadena de errores y despropósitos de papeles que se firmaron sin mirar, vecinos afectados por la construcción del centro en una zona residencial, las consecuentes críticas de éstos y la paralización de las obras, el coste económico de dinero público, la multa, la obligación de construir el centro en otro emplazamiento y por supuesto, la devolución al estado previo a las obras de los terrenos de la ARG-7 de Las Viñas. Y todo, por la decisión de la concejal María José Marín, de retirar el proyecto del Partido Popular. Pues ahora, Marín, Ojeda y Chacón, deberán asumir sus errores, dejar de culpar a los técnicos y dimitir de sus cargos como dirigentes políticos de la ciudad portuense”.

Finalmente, el Partido Popular considera de extrema gravedad los acontecimientos sucedidos en torno al Centro de Protección Animal por lo que instarán al Alcalde a pedir disculpas a los vecinos, protectoras de animales y técnicos municipales, la paralización definitiva de las obras y la devolución al estado previo a las mismas de las Viñas, la construcción del centro en otro  emplazamiento alejado de la ciudad y por supuesto, el cese de sus respectivas delegaciones municipales de los concejales, María José Marín, Antonio Chacón y Carmen Ojeda, responsables políticos del Caso Centro de Protección de Animales.