publicidad


112 cadizEl servicio Emergencias 112 Andalucía, adscrito a la Consejería de Justicia e Interior de la Junta, ha coordinado en la provincia de Cádiz un total de 29.919 incidencias durante los seis primeros meses del año, lo que supone un incremento del 2,82% con respecto al mismo periodo del año anterior.

El delegado del Gobierno andaluz en la provincia, Fernando López Gil, ha informado hoy del balance de los datos semestrales, y ha destacado que este incremento refleja que los gaditanos mantienen al 1-1-2 como servicio de referencia ante situaciones de emergencias.  “Los buenos resultados en las encuestas de satisfacción y el número de emergencias gestionadas son el reflejo de esa confianza que los ciudadanos mantienen en el Teléfono Único de la Junta”.

En estos seis primeros meses del año, los gaditanos han marcado 1-1-2 sobre todo por cuestiones de carácter sanitario, con un total de 13.802 emergencias coordinadas; seguidas de las relacionadas con la seguridad ciudadana (5.418), las incidencias de tráfico (1.962), los accidentes de circulación (1.921) y los incendios (1.662). Los avisos restantes se han repartido entre rescates y salvamentos o anomalías en servicios básicos, entre otras tipologías.

En cuanto al reparto mensual, junio es el mes con mayor número de incidencias gestionadas en la sala provincial de 1-1-2 en Cádiz, con 5.528 avisos. En este sentido, el delegado ha subrayado que el Teléfono de la Junta ha conseguido un sobresaliente en la atención que realiza su personal y un notable alto en la gestión integral de las incidencias.

 

Consejos para un verano seguro

López Gil ha hecho referencia a una de las emergencias que más se repiten en estos meses de verano: los incendios forestales. El delegado ha pedido la colaboración ciudadana para, entre todos, intentar evitarlos y minimizar sus efectos. “No hay que dudar: en cuanto tengamos la más mínima sospecha de estar ante un incendio, hay que marcar el 1-1-2 e informar de lo que sucede porque la rapidez en la intervención puede evitar consecuencias mayores” .

Por otra parte, el delegado ha recordado que existen una serie de recomendaciones de seguridad que se deben seguir en zonas de baño, ya sea en playas, piscinas o pantanos, “hay que actuar con prudencia, seguir las indicaciones de las autoridades, bañarnos sólo en lugares donde esté autorizado y en zonas vigiladas”. López Gil ha recordado que es mejor evitar el baño si se ha comido o bebido en exceso, se está cansado o se siente malestar por cualquier otro motivo.

El delegado del Gobierno andaluz en Cádiz ha hecho hincapié en que cuando haya altas temperaturas hay que ser especialmente cuidadosos con la población de riesgo: ancianos, menores y enfermos crónicos, a los que hay que mantener bien hidratados. “En la medida de lo posible, es muy conveniente que evitemos esfuerzos físicos o exponernos al sol en las horas centrales de día”.

 

Servicio referente disponible 24 horas, 365 días

López Gil ha subrayado que la ciudadanía tiene a su disposición “un salvavidas de bolsillo, un teléfono gratuito al que poder llamar a cualquier hora, cualquier día para pedir ayuda ante cualquier tipo de emergencia o situación de urgencia”. El delegado ha recordado que el servicio 1-1-2 es multilingüe, ya que atiende llamadas en inglés, francés, alemán y árabe, además de en castellano “para que ninguna demanda se quede sin atender, independientemente del idioma en el que se realice”.

Del mismo modo, el delegado ha recalcado la apuesta constante del 1-1-2 por la innovación tecnológica; en este sentido, ha hecho referencia a la nueva plataforma  tecnológica dotada con las últimas novedades informáticas y de comunicación que puso en marcha a finales del pasado año. Según ha explicado López Gil, se trata de una herramienta que aúna las labores de prevención, planificación, gestión, análisis e integra las comunicaciones y la gestión operativa de la emergencia ordinaria y extraordinaria.

En la provincia de Cádiz son 25 los organismos que están integrados en la plataforma, de los 141 de toda la región, “los operativos que están integrados comparten en tiempo real toda la información de la incidencia en la que tienen que trabajar y esto resulta muy beneficioso porque se mejora la coordinación y se acortan los tiempos de respuesta”.

Por último, el delegado ha querido recordar que el servicio tienen una certificación medioambiental en sus centros propios lo que garantiza la prestación del servicio de manera respetuosa con el medio ambiente y la implantación de prácticas y actuaciones que preservan el cuidado del entorno y el uso responsable de los recursos.