publicidad


Desde el Ayuntamiento se ha puesto en marcha un plan para dejar a cero las facturas pendientes de pago, para plantar cara a las consecuencias económicas y sociales que van a generar en la ciudad la paralización de la actividad y las medidas impuestas para tratar de prevenir y contener el contagio del coronavirus Covid-19. El citado plan implica a la Tesorería Municipal y resto de servicios para dejar lo antes posible a cero la cifra de facturas pendientes de abono por parte del Consistorio.

«San Fernando es referente en la rapidez de pago a proveedores, pero en situaciones de crisis como a la que nos enfrentamos es necesario hacer un esfuerzo extra», como apunta la alcaldesa isleña, Patricia Cavada. Para ello, se incrementará la frecuencia para ordenar transferencias, y si actualmente se realizan pagos dos veces al mes, uno por quincena, se va a elevar la frecuencia a 10 pagos mensuales, esto es, con órdenes de transferencia cada tres días, lo que multiplicará de forma sustancial la capacidad de pago del Ayuntamiento.

Según Cavada, “en estos momentos tan complicados, es fundamental que desde el Ayuntamiento apoyemos a la economía local, sobre todo a las pequeñas y medianas empresas que son las que más facturan al Consistorio y a las que en estos momentos el abono de sus servicios les puede dar más herramientas para afrontar con garantías la crisis generada por esta epidemia del coronavirus”.

La alcaldesa ha vuelto a reiterar que “desde el Ayuntamiento contamos con fortaleza financiera sobrada para acometer todas las medidas que sean necesarias. La exitosa gestión económica de los últimos años nos permite poder contar con liquidez más que sobrada para hacer frente al pago de forma inmediata de todas y cada una de las facturas que vayamos recibiendo”. 

En la misma línea, ha aplaudido “el esfuerzo colectivo que todos y todas en la ciudad, en la medida de nuestras posibilidades y siempre cumpliendo con las recomendaciones y medidas que nos dan las autoridades estatales, estamos haciendo para plantar cara al coronavirus y vencer esta batalla”. “Ese mismo esfuerzo colectivo y esa unión es la que también nos ayudará luego, cuando pase la epidemia, a poder levantar la economía”, ha añadido Cavada.