Redacción | Chiclana.- El Ayuntamiento de Chiclana y la empresa eléctrica Moneleg, firma autorizada por Endesa para la instalación de baja y alta tensión en la zona, procederán a lo largo de esta semana a la instalación de 1.500 metros de cableado eléctrico, que fue robado el pasado 30 de abril del alumbrado público existente en la carretera del Pago del Humo. Concretamente, el cable sustraído se encontraba en la zona próxima al transformador situado junto a la Venta Florentina, afectando a dos tramos de dicha carretera, estos son entre el puente sobre la autovía A-48 y el camino del Pinarillo de la Cruz y desde la Venta Florentina hasta el final del alumbrado, quedando solo con iluminación entre el Pinarillo de la Cruz y la Venta Florentina.

En este sentido, una vez tuvo conocimiento de tal suceso, la Delegación Municipal de Vías y Obras se puso en contacto con Moneleg para trasladar dicha circunstancia, ante lo cual la empresa eléctrica denunció el caso ante la Guardia Civil y el seguro. De esta forma, independientemente de la investigación que por parte de la Benemérita lleve a cabo sobre este asunto, Ayuntamiento y Moneleg rápidamente se pusieron a trabajar para restablecer el alumbrado público en el menor tiempo posible.


Sin embargo, las fuertes lluvias que cayeron en la localidad a lo largo de la pasada semana impidieron que pudiera comenzar la instalación del cableado eléctrico en esta zona de la carretera del Pago del Humo. Por ello, una vez se ha estabilizado la climatología, está previsto que durante la presente semana se lleven a cabo estos trabajos y, por tanto, se restablezca el alumbrado público en esta importante vía del extrarradio de Chiclana.

“En primer lugar, desde el Ayuntamiento de Chiclana pedimos disculpas a los vecinos del Pago del Humo por el tiempo que llevan sin alumbrado público en buena parte de esta carretera, pero tenemos que aclarar que no se trata de ninguna avería, sino del robo de unos 1.500 metros de cableado en el alumbrado. Por cierto, un robo importante, puesto que se ha tenido que romper unas arquetas de hormigón para poder llegar hasta los cables”, explica la delegada municipal de Vías y Obras y Diseminado, Cándida Verdier, quien reclama a la ciudadanía que “denuncie ante la Guardia Civil si observa el robo de cableado en el alumbrado público, puesto que esto supone un grave perjuicio para la ciudadanía en general”. “Esperemos que en los próximos días vuelva la normalidad a la carretera del Pago del Humo y los vecinos de la zona dispongan del alumbrado público”, incide.

Compartir con: