Costa Cádiz Comunicación

 Novedades

FACUA denuncia a Carrefour por obligar a los usuarios del servicio de atención al cliente a aceptar spam

FACUA denuncia a Carrefour por obligar a los usuarios del servicio de atención al cliente a aceptar spam
27 octubre
11:25 2017

Redacción | Consumo.- FACUA-Consumidores en Acción ha denunciado a la empresa Carrefour España ante la Dirección General de Consumo de la Comunidad de Madrid por obligar a los usuarios del servicio de atención al cliente de su página web (www.carrefour.es) a aceptar spam publicitario en sus direcciones de correo electrónico y a través del teléfono, antes de poder hacer uso del mencionado servicio.

PUBLICIDAD

En este sentido, el usuario debe marcar una casilla indicando que ha leído y acepta las condiciones de uso del servicio de atención al cliente. Y sólo si, antes de marcarla, pincha en el enlace en el que se especifican cuáles son estas condiciones, puede detectar la trampa.

El texto que se despliega en ese momento no deja lugar a dudas de las intenciones de la empresa: “Asimismo, mediante el envío del presente formulario Usted consiente expresamente la cesión o comunicación de los datos que aporte a través del presente formulario (esto es nombre, apellidos, email, teléfono y número de tarjeta del Club Carrefour) a las siguientes sociedades del Grupo Carrefour con la finalidad de que puedan tratar dichos datos para hacerle llegar información, ofertas y mensajes publicitarios por cualquier medio, referente a los productos y servicios que cada una ofrezca en el sector en el que opera”.

La web ofrece a los usuarios la posibilidad de contactar con Atención al Cliente, y les obliga a aceptar unas “condiciones generales”, en las que les informa del uso que se va a hacer de sus datos personales. Pero, realmente, esas condiciones generales esconden una trampa, ya que la aceptación de las mismas, requisito indispensable para enviar el formulario con la consulta, queja o reclamación correspondiente a la empresa, implica también la imposición de unas condiciones que nada tienen ya que ver con la protección de sus derechos, como la cesión de los datos a otras empresas del Grupo Carrefour con fines publicitarios.

FACUA entiende que esta práctica vulnera lo dispuesto en el Real Decreto Legislativo 1/2007, de 16 de noviembre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios, pues condiciona el acceso de éstos al servicio de atención al cliente a una autorización previa para recibir spam publicitario, lo que está expresamente prohibido.

En este sentido, el artículo 21.2 de la mencionada norma establece que “se deberán identificar claramente los servicios de atención al cliente en relación a las otras actividades de la empresa, prohibiéndose expresamente la utilización de este servicio para la utilización y difusión de actividades de comunicación comercial de todo tipo”.

Por otro lado, el Real Decreto 1720/2007, que desarrolla la Ley Orgánica 15/1999, de Protección de Datos de Carácter Personal, permite recabar datos personales con fines publicitarios sólo si éstos han sido “facilitados por los propios interesados u obtenidos con su consentimiento para finalidades determinadas, explícitas y legítimas relacionadas con la actividad de publicidad o prospección comercial”. FACUA entiende que este requisito no se cumple, pues los usuarios que acceden al servicio de atención al cliente de Carrefour no lo hacen, o no necesariamente, por ningún motivo relacionado con la “actividad de publicidad o prospección comercial”.

La circunstancia denunciada por FACUA no se produce en todos los departamentos, pero sí en algunos de los que más quejas y reclamaciones concitan habitualmente: Hipermercados y Supermercados, Seguros y Estaciones de Servicio.

 

PUBLICIDAD

Compartir con:

Noticias relacionadas