publicidad


El Ayuntamiento de San Fernando inicia el proceso de licitación de las obras de rehabilitación de los edificios de titularidad pública de Esisa, Edificio San Juan de la Cruz, Casa Micolta y Alsedo 51 por un importe de 85.419 euros.

Una actuación que viene a desarrollarse una vez que el consistorio ha aprobado el Plan Municipal de Vivienda que fija las prioridades a ejecutar en la ciudad “una intervención que entendemos vital dado el estado de los inmuebles” explica la tercera teniente de alcaldesa y presidenta de la empresa pública Esisa, Claudia Márquez, que ha insistido en la importancia “de actuar en estas viviendas dado que se trata del parque público de viviendas de propiedad municipal, inmuebles que se promovieron ante la necesidad de familias con recursos muy limitados que no podían acceder a una vivienda y a las que este Ayuntamiento debe dar respuesta”.

La intervención se fija principalmente en rehabilitar las envolventes de los edificios, actuando en fachadas y cubiertas, mejorando su eficiencia energética.

En el edificio de Calle San Juan de la Cruz 34-38, con 28 viviendas, se realizará una actuación para eliminar los problemas de humedades y se rehabilitará fachada y cornisas.

La casa Micolta, en la que conviven 17 viviendas con oficinas municipales, se solventará el deterioro de la fachada por desprendimientos de los elementos que conforman la misma, así como el deterioro de las carpinterías exteriores de madera y cerrajería.

En calle Alsedo 51, con 7 viviendas, el edificio presenta problemas en sus muros y fachadas por lo que se va a proceder a la rehabilitación de la fachada y sus cubiertas.

El presupuesto de 85.419,09 euros, con I.V.A. incluido, cuenta con retención de crédito específica por lo que se puede proceder a su licitación para la más pronta rehabilitación de dichos edificios. “Son 52 familias las que se ven beneficiada por esta actuación, mejorando sus edificios, mejorando sus viviendas y garantizando además, a través del mantenimiento de los edificios, la seguridad en los viales y espacios públicos.”  

“Tras la mejora de la situación financiera de la empresa Esisa que se encontraba en una situación difícil, hemos conseguido poner en marcha un Plan Municipal de Vivienda y añadir una partida anual específica destinada a vivienda aprobada en los presupuestos municipales” ha manifestado la edil Claudia Márquez.

Esta actuación serán las tres primeras en ejecutarse en base a un estudio desarrollado por Esisa, que fijaba como prioritaria la intervención en estos tres inmuebles que en palabras de Márquez “resultaba vital para este equipo de gobierno porque se trata de familias con bajos recursos que necesitan una mayor atención por parte de la administración”.

Para la edil “se trata del inicio de una acción que vamos a llevar anualmente en los presupuestos y que irá unido a la modificación y actualización de nuestro Peprich lo que permitirá, a través de las ayudas y de la acción municipal, impulsar el aumento del ritmo de rehabilitación de nuestra ciudad comenzando por los edificios municipales y haciéndose extensivo a los edificios privados de valor patrimonial”.

“Este equipo de gobierno ha demostrado que para nosotros la vivienda social es una prioridad, habiendo liquidado la mitad de la deuda con la que contaba Esisa cuando llegamos al gobierno, proponiendo nuevas fórmulas para la promoción de viviendas, desarrollando un Plan Municipal de Vivienda y poniendo en marcha un Plan Anual de Rehabilitación del Parque Público de Vivienda” ha defendido Márquez.