Guardia Civil ha intervenido 165 kilogramos de hachís, los cuales eran transportados en el interior del maletero de un vehículo y ha detenido al conductor del mismo, como presunto autor de un delito de tráfico de drogas, en el término municipal de San Roque.

Una patrulla del Puesto Principal de San Roque que se encontraba prestando servicio en la A-383, observó cómo un vehículo circulaba a gran velocidad y adelantaba de forma temeraria a otros usuarios de la vía.

Al percatarse de la presencia de la patrulla de la Guardia Civil, el conductor del referido vehículo aminoró bruscamente la velocidad hasta llegar casi a detenerse, motivo por el cual se le dio el alto.

Una vez hubo identificado al conductor, la fuerza actuante le conminó a que abriera el maletero. Dentro del mismo se hallaron 5 fardos de arpillera de color marrón, similares a los que se utilizan comúnmente para el transporte de hachís.

La fardos fueron traslados a dependencias oficiales para su recuento y valoración, comprobándose que contenían en su interior alrededor de 165 kilogramos de hachís.

Por su parte, el conductor del vehículo fue detenido como supuesto autor de un delito de tráfico de drogas.

De los hechos se han instruido las correspondientes diligencias policiales, las cuales junto con la droga y el vehículo intervenidos han sido puestos a disposición de la Autoridad Judicial competente

 

Compartir con: