publicidad


El recientemente elegido concejal de Sí se puede Puerto Real, Juan Antonio Pontones, ha querido salir al frente sobre la difusión en prensa de unos comentarios realizados en una rede social hace unos años, concretamente en 2011 y 2012. Pontones, que ocupa el puesto número 3 en la lista de la agrupación de electores después de haber concurrido en un proceso de primarias abiertas, manifiesta que sus comentarios los escribió “hace años cuando ni siquiera me había planteado tener un perfil público” y que están fuera de contexto «si me quieren juzgar háganlo por lo que mi labor como responsable público durante los próximos años y por mis palabras actuales” comenta Pontones, ante comentarios despectivos hacia la Constitución, en la que tuvo que jurar su cargo público hace unos días.

0001862412_560x560_jpg000 0001862413_560x560_jpg000

Sobre el contenido de los comentarios el número 3 de Sí se puede se ha mostrado tajante, “condeno cualquier tipo de violencia, venga de donde venga”, a la vez que se ha disculpado por sus antiguo comentarios: “lamento profundamente si alguien se ha sentido herido por mis palabras de hace años, pido disculpas”. Pontones, en su ánimo de marear la perdiz y desviar el tema hacia otro ojo, ha querido recalcar su “compromiso como concejal de Sí se puede a combatir cualquier forma de violencia, especialmente la económica que practican los poderes financieros contra las clases populares”. Y ha añadido que “para ello he sido elegido por la ciudadanía, por mucho que le pese a quienes pretenden conseguir mediante linchamientos mediáticos lo que el pueblo no les ha dado en las urnas” que califica la situación social en la que vive en estos momentos, sin recordar algunos linchamientos mediáticos a las que han sido sopesadas otros políticos del gobierno anterior.

Lo mas sorprendente, Juan Antonio Pontones tiene el respaldo de sus compañeros y del Alcalde de la localidad, Antonio Romero, así como de sus socios de gobierno de Equo; ante comentarios como su deseo expreso de que existiese de nuevo, grupos terroristas como el GRAPO. Comentarios inapropiados para un representante público elegido en las urnas.

Romero decía: “Pocos titulares mereció el golpe de Estado social que ha supuesto la reforma del artículo 135 de la Constitución, la cual lleva el embudo estrecho para los derechos sociales y la parte ancha para los intereses de los bancos que asfixiarán a mi ayuntamiento y su capacidad de generar bienestar ”, intentando, entendemos, desviar la atención a otros asuntos de importancia económica.