publicidad


El gobierno local ya ha diseñado y está a punto de licitar el nuevo contrato para la apertura permanente y la dinamización con actividades y eventos de la Casa del cantaor en la Calle Carmen 

Paso al frente para reforzar la puesta en valor y la recuperación del legado de José Monje Cruz ‘Camarón de la Isla’. Desde la Concejalía de Cultura ya se ha diseñado y está a punto de salir a licitación el nuevo contrato de explotación de la Casa Natal del cantaor, en la calle Carmen número 29.

En dicho contrato se establecen como prioridades principales que la empresa adjudicataria tiene que establecer las condiciones y contar con el personal necesario para garantizar la apertura permanente de este enclave en horario de mañana y tarde (y con horario especial en periodos de alta afluencia o eventos específicos). Para ello establece la contratación de al menos dos guías culturales y se estima que se deben ofrecer alrededor de 3.300 horas de servicio de información al año.

La empresa que se haga cargo de la gestión tiene que planificar y desarrollar actividades culturales o de ocio para dinamizar este recurso turístico para lograr atraer a un número aún mayor de visitantes.

El objetivo es sacarle el máximo partido al inmueble con la propuesta y organización de actividades dentro de la Casa, así como otros eventos que tengan lugar en la ciudad encaminadas a la promoción y difusión de la figura de Camarón de la Isla en su entorno natal. De esta forma, se potenciarán las acciones que contribuyan a poner en valor el contenido del inmueble donde nació el conocido cantaor. También se debe propiciar la colaboración en todo tipo de actividades de la ciudad que tengan el flamenco como hilo conductor.

Para el Ayuntamiento de San Fernando es prioritario dar la máxima difusión al legado y obra del autor como referente mundial del flamenco cuya aportación en el mundo del cante trajo consigo una revolución del mismo y le dio una proyección internacional. 

Cabe destacar que la casa de José Monje es lugar de peregrinaje de aficionados, profesionales y expertos del flamenco en general, al igual que la Fragua y otros enclaves relacionados con el cantaor. De esta forma, el patio de vecinos de la calle Carmen 29 es para los ciudadanos y ciudadanas un espacio de gran interés cultural por el que apostar y cuidar. 

Por este motivo, y conscientes del potencial que tiene el turismo cultural para atraer aún más visitantes y desestacionalizar el sector, y en concreto de la identificación de San Fernando con el flamenco y su raíz cultural, el Ayuntamiento está trabajando en proyectos que desarrollen aún más estas posibilidades.