La oleada de robos en Puerto Real, sigue haciendo estragos en la ciudadanía, en esta ocasión los agentes de la Policía Local de Puerto Real procedieron la pasada madrugada a la detención de tres personas, dos de ellas menores de edad, como presuntos autores de un intento de robo en el establecimiento “Bicicletas Guerrero” localizado en Huerta Pley.

Según se recoge en el parte policial los agentes intervinientes, mientras realizaban labores propias de su función, fueron comisionados por la Sala Operativa de la Policía Local para que se dirigieran a este  establecimiento donde, según aviso telefónico, se oían golpes.
Inmediatamente los agentes se dirigieron al lugar de los hechos en el que observaron a un total de 4 individuos que tras percatarse de la presencia policial echaron a correr, dos de ellos hacia el centro de la ciudad y otros dos hacia la zona del Paseo Marítimo.


Uno de los presuntos autores consiguió huir mientras dos de ellos, cuyas iniciales son S.S.L y J.D.R.C,  fueron detenidos en la calle Concepción esquina con el Paseo Marítimo y el otro, de iniciales I.J.R.A.,  en la confluencia de calle De la Plaza con Leñadores.
Los detenidos fueron trasladados a Comisaría para las diligencias correspondientes.

En el parte policial se hace constar que en los alrededores de la calle Sevilla se observó por parte de los agentes una tapa de husillo fuera de su lugar habitual que se presume usaron los presuntos autores para acometer contra el escaparate. Igualmente se observó que la puerta de acceso al establecimiento presentaba daños.

Estos últimos robos, se suman a otros perpetrados, y que desde hace meses están azotando a la localidad. Es más, ante esta situación vivida en los últimos tiempos, los ciudadanos piden más atención policial en las calles, sobre todo de noche, para que estos cacos, no puedan hacer de las suyas.

Antonio, vecino de la zona de la Huerta Pley, pide más seguridad policial por la zona, ya que no es la primera vez que se ven altercados o robos por este punto de la ciudad. Así las cosas, puntualiza, que podría tomarse nota por parte de la autoridad competente, lo que en otras localidades del entorno se ha realizado, como es la policía de barrio. Con el único fin de que los vecinos se sientan más seguros y los dueños de los locales no teman por sus negocios.

Con está cuestión, Antonio hace un llamamiento a la cordura y solicita más presencia policial en las calles.

Compartir con: