publicidad


La Policía Local de San Fernando, a través del Grupo Lima, ha desarticulado un punto de menudeo de sustancias estupefacientes en la barriada de La Ardila que se ha saldado con la detención de un supuesto vendedor de hachís. Los hechos tuvieron lugar el miércoles en la calle José Gil Sánchez. Tras recibirse en la Jefatura de la Policía Local denuncias de vecinos y padres de los colegios de este entorno, pues se trata de una zona muy frecuentada por menores, se procede a poner en marcha un dispositivo de agentes que, desplazados a la zona, identifican a un grupo de personas consumiendo presuntamente hachís en la zona.

Los policías locales tras su observación detectan en ese entorno a una persona que al parecer es el suministrador de dicha sustancia, pues según indican fuentes policiales era requerido por otras personas que iban llegando y este se desplazaba a un lugar cercano de donde extraía la mercancía que inmediatamente facilitaba a los solicitantes.

Los agentes del Grupo Lima toman la iniciativa de realizar un seguimiento a un individuo que tras entrar en contacto con la persona antes descrita abandona caminando este sector hacia la calle Luis Milena. Allí es requerido por los policías, que tras un cacheo superficial se le inacauta, con sus correspondientes diligencias, una cantidad de hachís. Esta persona responde a las iniciales JMCF y el mismo vuelve a la calle José Gil Sánchez de nuevo a por más hachís, explicando al supuesto vendedor lo que había pasado, adquiriendo nuevamente más cantidad de hachís.

La Policía finalmente tras esta situación arresta al supuesto vendedor de hachís, que responde a las iniciales ALLl, al que le son incautadas tres barras de dicho estupefaciente. Tras ser trasladado a la Jefatura de la Policía Local y practicársele las diligencias correspondientes, es enviado a la Comisaría del CNP para su puesta disposición judicial acusado de un supuesto delito contra la salud pública

El teniente de alcalde de Presidencia y Ciudadanía y delegado de Seguridad Ciudadana, Daniel Nieto, ha expresado su satisfacción ante un nuevo éxito de la Policía Local isleña. “Si bien San Fernando es una ciudad muy segura, siempre tenemos casos aislados sobre los que debemos actuar. Concretamente en la Barriada de La Ardila hemos llevado a cabo una serie de intervenciones que, sin duda, contribuyen a una notable mejora de la seguridad y damos respuesta a las peticiones que desde los vecinos y la comunidad educativa nos llegan”, afirmó Nieto.