Redacción.- Las obras de urbanización de la plaza de Andalucía se encuentran en su recta final. De esta forma, las actuaciones superan el 85 por ciento, por lo que en los próximos días está previsto que concluyan las tareas de solería, para posteriormente llevar a cabo la instalación del mobiliario urbano y arbolado en la zona. En este sentido, el delegado municipal de Tráfico, José Manuel Vera, destaca que, “a pesar del retraso inicial, debido a que queríamos que las obras se hicieran con total garantías para comerciantes, empresarios, hosteleros y ciudadanos, los trabajos se están ejecutando sin incidencias, con el objetivo de que en las próximas semanas este espacio pueda ser disfrutado por los chiclaneros”.

Hay que recordar que antes de la Cabalgata de la Ilusión finalizaron los trabajos en los viales y se abrió al tráfico la calle Mendizábal, quedando pendiente solo la zona peatonal junto al hotel Alborán y al restaurante El Pájaro. Estas actuaciones se están desarrollando con total normalidad y en los últimos días se ha instalado la solería, de forma que se une a la Gran Plaza sobre el río. “Una vez se rematen estos trabajo, se procederá a la instalación del mobiliario urbano, es decir, bancos, papeleras, etcétera…, así como del arbolado”, explica Vera.


“La comisión de seguimiento que se creó para estas obras eligió este proyecto entre varias opciones, ya que el peatón cobra mayor protagonismo, sobre todo en la zona de la antigua estación de autobuses y en la esquina de ‘El Pájaro’”, indica el delegado municipal de Tráfico, quien recuerda que, “además, el acceso de los vehículos grandes y pesados a Mendizábal desde el puente Nuestra Señora de los Remedios es asequible, seguro y solvente, lo que no sucedía en otros proyectos”.

Por último, José Manuel Vera recuerda que, “con esta nueva configuración del proyecto, ganan los empresarios, porque se asumen las reivindicaciones que hicieron en su momento; ganan los comerciantes, porque, tras muchas reuniones con ellos, el trazado por Mendizábal es el que ellos solicitaban; gana el transporte público, porque también querían este trazado, y gana, sobre todo el peatón, porque se gana más superficie de uso peatonal. Gana así la ciudadanía y tendremos un entorno más amable en ese nudo fundamental para Chiclana, como es la plaza de Andalucía”.

Compartir con: