Costa Cádiz Comunicación

 Novedades

Los argumentos de Curtido se le vuelven en contra tras salir a la luz lo que su partido cobraba

Los argumentos de Curtido se le vuelven en contra tras salir a la luz lo que su partido cobraba
20 octubre
18:29 2017

Redacción | Rota.- La polémica está servida en Rota, y en esta ocasión no es por motivos judiciales. Ahora la cuestión obedece a lo que cobra el equipo de gobierno por ejercer sus funciones en el Ayuntamiento, y que el portavoz del grupo municipal popular, Óscar Curtido, no ve con buenos ojos.  Así lo ha puesto de manifiesto en las redes sociales del partido, con una serie de carteles con la foto de los protagonistas y la cantidad que cobra cada uno.

PUBLICIDAD

Ante este circo montado en las redes sociales, el primer teniente de alcalde, Daniel Manrique, no ha tardado en salir a la palestra para dar a conocer públicamente las retribuciones de toda la Corporación, tanto el Gobierno municipal como la oposición.

Conocer la retribución de cada uno de ellos, era la opción más correcta si hablamos de transparencia, pero también es de recibo tirar de hemeroteca o de documentos oficiales, para recordar a los ciudadanos, cuánto cobraban en su tiempo los mismos, que hoy piden una rebaja salarial de los actuales.

Con datos en la mano, podemos observar como el Gobierno municipal de PSOE e IU ha reducido en más de 33 % el coste con respecto al anterior Gobierno del PP y RRUU; mientras que la oposición no ha renunciado ni a las dietas, aunque el gobierno municipal no las paga.

En esta misma línea, hay que recordar el coste de la anterior alcaldesa, que tenía un bruto total de 66.328 euros, de los cuales 50.238,16 era de retribución, 14.049,84 de gastos de la Seguridad Social que tenía que asumir el Ayuntamiento, y 2.040 en dietas.

Un poco menos es lo que cobra el alcalde, actual, generando un coste total de 64.890,28 euros, que corresponde a los 50.238,16 de las retribuciones brutas, y los 14.652,12 euros de la Seguridad Social, y no percibe dieta alguna, al igual que el resto del equipo de Gobierno, que las suprimió tal y como llegó al Ayuntamiento. En resumen, 1.437,72 euros, menos que la anterior alcaldesa.

En cuanto al primer teniente de alcalde, en el caso del anterior Gobierno municipal, el entonces primer teniente de alcalde Lorenzo Sánchez, suponía un coste que alcanzaban los 58.221,98 euros (42.702,38 de retribución bruta, 13.899,60 de Seguridad Social y 1.620 euros de dieta); mientras que el coste del actual primer teniente, Daniel Manrique, están fijadas en 30.142,92 euros, no cobra dieta, y tampoco supone coste de Seguridad Social para el Ayuntamiento. Actualmente, el primer teniente de alcalde cuesta 28.079 euros menos que el anterior.

El actual segundo teniente de alcalde, Antonio Franco genera un coste de 46.613,54 euros; frente al anterior segundo teniente de alcalde, Oscar Curtido, que suponía unos costes totales 47.153,54 euros, divididos entre 35.166,74 de retribuciones, 11.446,80 de Seguridad Social y 540 euros de dieta.

Con respecto a la tercera teniente de alcalde, Encarna Niño Rico, el delegado explicó que no percibe nada del Ayuntamiento ya que compatibiliza su cargo con el de diputada; mientras que la anterior tercera teniente de alcalde Auxiliadora Izquierdo, tenía un coste total de 48.123,86 dividido en 35.166,74 en retribución, 11.446,80 en Seguridad Social, y 1.440 euros en dietas.

Daniel Manrique dio de esta misma forma los gastos del resto de la Gobierno municipal actual, comparándolo además con los anteriores, señalando que incluso hay concejales de la oposición, como es el caso de los portavoces del PP, Oscar Curtido, de RRUU María de los Ángeles Sánchez; y Moisés Rodríguez de Si se puede Rota, que con una retribución de 21.382,32 euros cada uno, cobran más que otros concejales delegados como Yolanda Morales, José Antonio Medina, Manuel Bravo y Lourdes Couñago, con una retribución de 14.787 euros anual cada uno. Todo ello con la diferencia, tal y como indicó Manrique, de que los concejales delegados trabajan en el Ayuntamiento a diario, y los de la oposición, y fundamentalmente los del PP “vienen al Ayuntamiento de vez en cuando”.

Así las cosas, en una comparativa global y respecto al mandato anterior compuesto por PP-RRUU, el gobierno local en la actualidad ahorra a las arcas municipales 186.113,22, anualmente.

Dicho esto, Manrique pone de manifiesto el “ridículo” que ha hecho el señor Curtido, a la hora de pedir que el equipo de gobierno se baje los sueldos. Insiste en que el PP, no puede dar lecciones en cuanto a responsabilidad del gasto y a no subir los impuestos, cuando el propio Oscar Curtido siendo delegado de Hacienda subió a los roteños y roteñas un 3,1 % todos los impuestos y tasas y 13,1 % en el caso del IBI, y todo ello en un panorama mucho más desfavorable que el que actualmente existe, con 4.000 vecinos en desempleo en aquel momento.

Curtido se ha coronado a lo grande, sin percatarse en que el tema podría volverse en su contra, para él y su partido. Muestra de ello, son los datos de ofrecido que dejan en evidencia sus argumentos.

PUBLICIDAD

Compartir con:

Noticias relacionadas