Los profesionales de la Unidad de Gestión Clínica (UGC) Sanlúcar Barrio Alto prestan una media anual de 260.000 consultas de medicina y enfermería de familia, enfermería gestora de casos, pediatría, trabajo social y matrona. El centro de salud da mañana el pistoletazo de salida a los actos de su 25 aniversario, que se prolongarán hasta octubre, con una jornada de puertas abiertas a partir de las 13.30 horas a la que asistirá la delegada territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, Miriam Alconchel.

El programa de actos continuará en mayo y junio con una conferencia y una mesa redonda dedicada a la atención primaria en Sanlúcar en los últimos 25 años, la celebración, en septiembre de la I Feria de la Salud Sanluqueña con expositores de diferentes colectivos y una taller de reanimación cardiopulmonar (RCP) básica y una actuación de animación en el punto de lectura del área de pediatría del centro de salud a cargo de la asociación de amigos ‘Luis de Eguilaz’.

Además, paralelamente, habrá concursos de microrrelatos y dibujo de las áreas de Pediatría y Educación Maternal de Barrio Alto, así como del programa de la Junta ‘Forma Joven, con el tema ‘Como vemos-sentimos nuestro centro de salud’. Por último, se confeccionará un mural con los nombres de todos los profesionales que han prestado servicios en el centro a lo largo de estos 25 años.

La UGC Sanlúcar Barrio Alto depende del Área de Gestión Sanitaria Norte de Cádiz y cuenta con una plantilla de de 16 médicos de familia, cuatro pediatras, 14 enfermeros de familia, una enfermera gestora de casos, una matrona una trabajadora social y once profesionales en la Unidad de Atención a la Ciudadanía (UAC), bajo la dirección de Rafael Raya.

En 2014, los médicos de familia atendieron 166.404 consultas en el centro de salud y 4.136 y los enfermeros de familia 68.410 y 15.326, respectivamente. Por su parte, los pediatras asistieron 9.332 y la trabajadora social acudió 104 veces a domicilios y realizó 504 atenciones en Barrio Alto.

Por su parte, la matrona del centro tenía a su cargo el pasado año a 361 embarazadas a las que prestó 2.500 consultas y la enfermera gestora de casos a 442 pacientes que motivaron que prestara asistencia a domicilio en 638 ocasiones.