publicidad


La lluvia impidió que la tradicional misa del Día de Los Fieles Difuntos se celebrara en el Cementerio Municipal como cada año. No obstante y ante las previsiones que se manejaban, se decidió trasladar la misa hasta la Parroquia de San José Artesano, celebrándose, en el interior del templo, a las 10.30 horas.

De igual manera, la Junta de Gobierno de la Archicofradía Sacramental de Medinaceli, también tuvo que suspender el traslado de la Imagen de Jesús de Medinaceli al Cementerio previsto a las 08:30 horas, ante las condiciones meteorológicas que se barajaban. Finalmente, el traslado se realizó a las 16.00 horas, para presidir el rezo del Santo Rosario por las calles del Cementerio Isleño.

Un nutrido grupo de devotos, acompañó a su titular, en un cortejo que partió desde la iglesia Mayor con total solemnidad, llegando al cementerio a las 17.00 horas. Allí los esperaban numeroso ciudadanos para el rezo. Tras la finalización del mismo, la imagen regreso a su templo.