Redacción | Provincia.- El delegado del Gobierno de la Junta en Cádiz, Fernando López Gil, ha asegurado que la Junta de Andalucía mantendrá el mismo dispositivo que en años anteriores para la celebración del Plan Romero 2016. Así lo ha expuesto López Gil en el transcurso de una reunión mantenida con representantes de las hermandades rocieras de la provincia de Cádiz, a la que también ha asistido el alcalde de Sanlúcar, Víctor Mora, y en la que López Gil ha reiterado la necesidad de garantizar la seguridad para todos los que participen en el Rocío de este año, recordando la importancia que este operativo, bajo la coordinación de la Consejería de Justicia e Interior, tiene para el Gobierno andaluz.

El delegado ha explicado que en esta edición de 2015 serán de nuevo 11 las hermandades gaditanas que realizarán la peregrinación: Arcos de la Frontera, Cádiz, Chiclana de la Frontera, Chipiona, Jerez, La Línea, El Puerto de Santa María, Puerto Real, Rota, San Fernando y Sanlúcar de Barrameda. También embarcarán junto a ellas las Agrupaciones Parroquiales de Guadalcacín y San Roque. En esta primera reunión de contacto se ha informado de que el dispositivo del Plan Romero 2016 con motivo de la peregrinación del Rocío se desarrollará desde el 9 al 19 de mayo, siendo los días de embarque para la provincia el 10 y 11 de mayo y los de vuelta 18 y 19 de mayo.


Cerca de 500 efectivos participarán en la puesta en marcha de este plan que coordinará los desplazamientos de algo más de 9.000 personas (las cifras de 2015 fueron de 9.157 personas, un 9% más que en 2014) y alrededor de 1.000 caballos (en 2015 fueron 970, un 19% más que el año precedente). Respecto a los vehículos, el año pasado sumaron un total de 760 entre ligeros y pesados (cifra similar a la del año anterior, solo aumentó un 4%), así como 84 carretas (un 20% más que en 2014).

López Gil ha recordado también la importancia que tiene la racionalización de los efectivos de las diferentes administraciones implicadas en el Plan Romero, sobre todo en los días de máxima afluencia a Bajo de Guía y en el desarrollo de embarque, destacando la importancia de la coordinación entre todos los operativos. Ha insistido también en que la coordinación va a depender del Puesto de Mando Avanzado, que se situará en Bajo de Guía.

Dispositivos GPS

El delegado ha querido resaltar de igual manera la utilización de tecnología GPS en vehículos operativos y de hermandades para el conocimiento de posiciones en todo momento. En este sentido, ha apuntado que los GPS que se utilizarán este año (y que llevarán un vehículo de los efectivos del 112, los de seis hermandades y otros dos vehículos de apoyo) alcanzan una mayor cobertura que en ediciones anteriores y mejoran la localización. Las seis hermandades que llevarán el GPS serán Puerto Real, La Línea y Rota, de las que embarcan el primer día; y Jerez, El Puerto y Sanlúcar, de las que embarcan el segundo. Asimismo los servicios sanitarios y de medio ambiente garantizarán la asistencia a las personas y animales durante todo el recorrido.

Este año, como ya se hizo por primera vez en la pasada edición, además de entregar acreditaciones para los vehículos que vayan a entrar en el parque también se hará entrega de credenciales a los miembros de las hermandades que hagan el camino, para facilitar la labor del dispositivo y evitar el trasiego en las zonas de embarque de visitantes y ajenos a la romería.

Los servicios de emergencia y protección civil de la Delegación del Gobierno también han trabajado y lo siguen haciendo en la actualización y mejora de la cartografía -tanto la general de los caminos, como la particular referida al camino de cada hermandad-, así como en el montaje de las cámaras remotas. También se está trabajando en el acondicionamiento de las playas para facilitar el embarque. Esta misma semana los técnicos de Protección Civil estuvieron recorriendo los caminos para certificar su estado.

En el marco de la reunión se ha explicado también que este año para el embarque en Bajo de Guía estarán disponibles las dos barcazas de mayor tamaño (el año pasado solo estuvo una), y han expuesto que las mareas previstas para esos días son favorables.

Esos mismos servicios de emergencia y protección civil han alertado de la necesidad de prestar especial atención a los posibles problemas derivados del calor que puedan obstaculizar el camino a los peregrinos. En este sentido, han recordado que hay que protegerse para evitar insolaciones o quemaduras, garantizar el buen estado de los alimentos durante la romería y prevenir el posible agotamiento de los animales.

Al término de la reunión los representantes de las hermandades rocieras de Cádiz han trasladado sus sugerencias y peticiones al delegado para mejorar el dispositivo, y han quedado emplazados para una nueva reunión la primera semana de mayo.

PUBLICIDAD
Compartir con: