Nueve empresas han presentado sus ofertas para la adjudicación del contrato de Servicio de Ayuda a Domicilio Municipal. Tras la aprobación en el Pleno municipal de este nuevo contrato, que cuenta con un presupuesto de 4,35 millones de euros para los tres años de vigencia estimados, pudiendo ascender hasta los 8,3 millones en caso de prórroga durante dos años más, ahora se da un nuevo paso con la apertura de las ofertas de las empresas interesadas. Se trata de un servicio que atiende las necesidades diarias de alrededor de 300 personas y al que se dedican más de un centenar de empleados y empleadas.

Con un valor anual de 1,4 millones de euros, el contrato licitado se ha incrementado en más de 200.000 euros con respecto al contrato anterior, actualmente vigente.

El pasado 15 de noviembre ha tenido lugar la apertura de sobres con la oferta técnica, lo que supone un paso más en la adjudicación del servicios. Posteriormente se abrirán los sobres con la oferta económica inmediatamente previa a la adjudicación. La mesa de evaluación técnica se ha convocado para el martes 18 de diciembre.  

Entre las prescripciones del pliego figura una oferta de generación de empleo, gracias a la contratación prevista de 135 trabajadores y trabajadoras para que lleven a cabo la atención a las personas dependientes en el ámbito de la ayuda a domicilio.

A lo largo de los tres años de vigencia del contrato, se prevé la contratación de 1 coordinadora, dos ayudantes de coordinadora, 2 auxiliares de ayuda a domicilio y 132 auxiliares de ayuda a domicilio. Este personal, en total se estima que serán 135, conformará el grueso de una plantilla en la que, además, se subrogará el personal que en estos dos últimos años ha venido ejerciendo esta labor durante el tiempo de vigencia del contrato con la empresa que hasta ahora ha venido desempeñando la ayuda a domicilio en San Fernando.

El pliego de condiciones del servicio incorpora además novedades como la subida del precio/hora un 14,3% para los trabajadores y trabajadoras del servicio, viniendo así a mejorar las condiciones laborales de un servicio muy personalizado y sensible, que redundará en un mejor servicio que ofrecer a la ciudadanía isleña en algo tan importante como esta prestación social. Además, incluye un Plan anual de formación para la plantilla con un contenido ajustado al trabajo que actualizará y garantizará el reciclaje profesional de la plantilla. Asimismo, se valorará en la adjudicación del contrato el compromiso de la empresa de aplicar medidas de conciliación entre la vida laboral y familiar.

El servicio de ayuda a domicilio es una prestación realizada preferentemente en el domicilio de las personas atendidas que proporciona, mediante personal cualificado y supervisado, un conjunto de actuaciones preventivas, formativas, rehabilitadoras y de atención a quienes presenten dificultades para permanecer o desenvolverse en su medio habitual.

Aún siendo de titularidad pública, la prestación por parte de empresas especializadas permite realizar un servicio polivalente, global, integrador, preventivo y educativo.

Compartir con: