publicidad


Opinión | Carlos Coronado.- Llega de pleno el Verano a mi ciudad. Una ciudad turística por excelencia ( aunque no tengamos oficialmente esa categoría) .

Entramos en el período mas importante, desde el punto de vista económico, para nuestra ciudad y el ayuntamiento sufre el colapso mas absoluto. Nunca antes nuestro consistorio había tenido tal parón estival.

publicidad


Es “normal” aunque no debería, y menos una ciudad que se nutre principalmente del turismo en verano, que durante el verano el ayuntamiento ralentice su ritmo de gestión. Se reducen las horas de trabajo, hay mucho personal técnico de vacaciones ( incluida una parte importante de la dotación de policía local) , se acorta el horario de atención al público….etc.

Pero, no queda ahí la cosa…. En esta legislatura se jubilan ( merecidamente eso si) varios pesos pesados del ayuntamiento. El primero de ellos esta semana… al cual le deseo , ya de paso, toda la suerte del mundo. El resto lo harán en los próximos meses. Esto sin duda , y a pesar de que hay técnicos que en algunos casos tienen ya sustitutos puesto que sus cargos están “duplicados”, va a provocar una merma en algunos servicios y gestiones. Otro caso llamativo es la pérdida debido a  una comisión de servicio a la cercana y vecina ciudad de Jerez de la figura del interventor, que a pesar de que existe la figura de vice-interventor, no se le escapa a nadie la importancia de cubrir cuanto antes ese puesto de esta área tan vital para el funcionamiento de la ciudad. Algunas otras jubilaciones en otros servicios, que no tienen previsto su reposición, directamente se han visto recortadas sus actividades y sus horarios de atención al público, como por ejemplo el archivo de la ciudad.

Pero seguimos sumando….y esta vez por la parte política. Por un lado la pérdida de cuatro concejales, los de levantemos, que dejan huérfanos a sus servicios, ya que a pesar de que el alcalde asume la firma de todas ellas, pero no solo de firmas vive una concejalía. Recordemos cuales son: Bienestar Social, Fomento y Empleo , Juventud y Deporte y por último no precisamente la menos importante Economía y Hacienda que actualmente se encuentran en un limbo político y de gestión.

A la falta de concejales que gobiernen estas áreas, vamos a sumarle las que por baja médica quedan igualmente en suspenso, es decir Urbanismo, Nuevas Tecnologías y Patrimonio.

Y la cosa no se para aquí, actualmente no tenemos cubierta en el organigrama político la plaza de 2º Teniente de Alcalde ,recordemos que este puesto lo ostentaba el cesado José Oliva de Levantemos el Puerto . Así que tenemos un alcalde saturado con 4 concejalías de mas, con un primer teniente de alcalde de baja y presionado por su asamblea local y el partido a nivel andaluz para que deje el gobierno, y el siguiente en el escalafón… la tercera teniente de alcalde que es la concejala de Gobierno y Organización y Relaciones Institucionales, que no posee experiencia en gobierno, mas que la adquirida ( y se le conoce poca) en el año que llevan gobernando.

De los concejales que quedan gobernando,  tenemos al del Turismo que salta de charco en charco sin saber ya dónde pisar , la última pifia el cartel de los festejos de la noche de San Juan; Al de Medio Ambiente, que se tiene que inhibir el algunas de las decisiones por incompetencia laboral. La de Mantenimiento Urbano que se la ve  poco y se la escucha menos . Y los concejales de Seguridad y Movilidad en plena campaña veraniega y la de Educación y Cultura con la vista puesta en otros asuntos.

Pero creen que aquí queda la cosa? No señor, recordemos que hay que sumarle que todos ellos andan ahora de campaña. Es decir, acudiendo a actos, mítines, visitas a colectivos, reuniones… etc..

A que espera el Alcalde de nuestra noble y Leal Ciudad para tomar cartas en el asunto? Y el portavoz de IU para pronunciarse?  Pues claramente a los resultados del 26J. Aquí nadie moverá ficha hasta que no se diluciden los resultados ,no solo de las elecciones, sino que hasta que no se conforme el nuevo gobierno de la nación. Y mientras la casa sin barrer ( literalmente) .

 

Carlos Coronado