Gracias a la llamada realizada por un vecino al CIMACC 091 el tiempo de respuesta y reacción ante un  requerimiento se reduce considerablemente para la atención y resolución de situaciones de emergencias, delitos o crisis

 

Agentes de la Policía Nacional han detenido en El Puerto de Santa María a un hombre de 38 años de edad como presunto autor de un delito de robo con fuerza en un establecimiento. El detenido fracturó el cristal de la puerta de entrada de una carnicería y tras acceder al interior sustrajo cinco jamones. Gracias a la colaboración de un ciudadano que informó de los hechos al CIMACC-091 el presunto responsable de los hechos fue localizado por un indicativo  cuando huía cargado con los jamones. 

La intervención se inició cuando el Centro Inteligente de Mando de Comunicación y Control 091 recibió la llamada de un vecino para informar que estaba observando como un individuo estaba golpeando el escaparate de una  carnicería. Hasta el lugar se desplazó  rápidamente un indicativo policial que se encontraba próximo en la zona y se entrevistaron con el requirente, el cual les facilitó las características del sospechoso.  

Los agentes comunicaron al resto de indicativos la descripción del sospechoso así como la dirección de huida. Rápidamente se realizó una batida por la zona y una dotación policial  observó a una persona  en los aledaños del lugar de los hechos con las características aportadas. El sospechoso se desprendió de la sudadera que llevaba y se ocultó bajo un vehículo ante la presencia de los agentes. Los policías interceptaron a esta persona y tras inspeccionar  la zona hallaron debajo de otro vehículo cinco jamones, motivo por el que se procedió a su detención por un presunto robo con fuerza en establecimiento.

El detenido fue trasladado hasta la Comisaría de El Puerto de Santa María y una vez finalizado el atestado policial, el presunto autor del robo con fuerza fue puesto a disposición del Juzgado de Instrucción en funciones de guardia.