El Partido Popular ha presentado hoy en el Registro del Ayuntamiento una enmienda a las ordenanzas fiscales, en las que se solicita que se suprima el punto que va al pleno municipal este jueves que implica la subida del Impuestos de Bienes Inmuebles (IBI) por parte del Gobierno municipal del PSOE.

El anuncio lo ha realizado en rueda de prensa la concejal Ascensión Hita, quien ha destacado también los contactos mantenidos con el resto de grupos de la oposición, a los que han explicado el motivo de la enmienda y el voto negativo que dará el Partido Popular de Chiclana al punto relativo a las ordenanzas fiscales de 2016 “si no se aprueba esta enmienda cuyo objetivo es que los chiclaneros no paguen más impuestos”. De aprobarse, las ordenanzas fiscales podrían salir adelante “sin la subida del IBI”, explica.


“Nosotros pensamos que subir los impuestos, entre ellos el IBI, a los chiclaneros es un auténtico atraco por parte del PSOE”, afirma. “El PP aprobó un presupuesto para 2015 que garantiza el pago de las nóminas a los funcionarios, el pago de los préstamos y que se sigan prestando los servicios públicos a los ciudadanos, por lo que entendemos que esta subida de impuestos por parte del alcalde socialista José María Román es innecesaria, y sólo está justificada porque el PSOE quiere gastar más para pagar favores políticos y promesas electorales”.

Desde el PP se incide en que “los hechos demuestran que la mesa presupuestaria convocada por el PSOE ha sido una pantomima”. Asimismo, reseña que “el PSOE se ha reunido hoy con todos los grupos de la oposición salvo con el PP, pues ni siquiera nos han llamado, algo que es una falta de respeto, porque representamos a un número muy importante de ciudadanos de Chiclana”.

Hita declara que “la subida del IBI, en un 25 por ciento en el tipo impositivo, se complementa, tal y como dice en las líneas generales presupuestarias, con una subida extra de casi un 40 por ciento, pues crece 7,4 millones de euros su recaudación con respecto a 2015”.

La exdelegada de Hacienda expone que “esto significa que a todos los chiclaneros con IBI urbano, como mínimo, les va a subir el recibo un 25 por ciento por el tipo impositivo, pero también se verá incrementado por la regularización catastral de este segundo semestre, con un 15 por ciento más. Hay gente a la que le va a subir mucho el IBI el año que viene, lo que constata el fraude electoral cometido por Román y el PSOE”.

Además, la edil destaca que “las plusvalías aumentarán un 34 por ciento, 1,4 millones de euros de más que recaudará el Ayuntamiento gobernado por el PSOE, que además aumenta las tasas y precios públicos en dos millones de euros, es decir, que los ingresos corrientes del Consistorio crece en unos 10 millones de euros”.

Asimismo, indica que “en 2015 vamos a terminar con 1,5 millones de euros en positivo, por lo que la situación no está mal, como la intenta pintar el PSOE, que el año que viene quiere estar diez veces mejor, algo que me recuerda a aquello que decía de Ayuntamiento rico, pueblo pobre”.

“El PSOE quiere subir el IBI porque busca gastar más, como recogen las líneas fundamentales del presupuesto, donde se dice que en gasto de personal crecerá en 1,2 millones de euros, lo que nos hace preguntar a qué socialistas quieren contratar más, porque la mitad de la paga extraordinaria del año pasada ya está incluida en 2015”, sentencia.

Por otro lado, en los gastos corrientes, “tienen una subida de 3,5 millones de euros que no justifican, por lo que no hay derecho que el PSOE suba el IBI para despilfarrar el dinero público y contratar y pagar favores a los suyos. No puede ser que el Gobierno del PSOE no quiera apretarse el cinturón y cargue con más impuestos a los chiclaneros”.

 

Compartir con: