Redacción.- El alcalde de la ciudad, Antonio Romero, mantuvo la semana pasada una reunión con una representación de las damas de la Feria 2015 y Piñoneras 2016. El objetivo era lograr puntos de encuentro en el debate creado en la ciudad a raíz de que se anunciara la reestructuración de los gastos que el equipo de gobierno ha realizado para el próximo Carnaval.

La Reina y Damas de la Feria y Fiestas de 2015 han reiterado en varias ocasiones “el deseo de conservar la tradición, pero han recordado que en ningún momento han exigido dinero público para sufragar los trajes de piñoneras del carnaval. Cuando se les comunicó por parte del ayuntamiento la decisión de recortar el presupuesto, las siete jóvenes propusieron soluciones para evitar ese gasto de las arcas públicas, ya que entienden que hay problemas más importantes a los que destinar el dinero. Desde el principio apoyaron la decisión comunicada y empezaron a movilizarse para buscar alternativas para continuar con la tradición y conservar la figura de la piñonera sin que supusiera gasto alguno para las arcas municipales”.


[pullquote align=”left” cite=”” link=”” color=”” class=”” size=””] Todo se debe a un malentendido[/pullquote]

Además añaden que “la poca antelación con la que se les informó creó malentendidos entre ambas partes, los cuales están todos ya aclarados. El malestar de las siete damas vino a raíz de los comentarios de ciudadanos a los que les ha llegado información equivocada, la mofa de la que están siendo objeto y la humillación personal a la que se las está sometiendo. No se deben tolerar este tipo de comportamientos tan agresivos. “

Romero, por su parte, también ha querido aclarar otra de las polémicas del debate: la decisión no fue premeditada para alcanzar un objetivo concreto, sino que la coincidencia entre la organización del Carnaval y el vacío político originado en la Concejalía de Fiestas ha sido la principal razón por la que no se ha avisado con anterioridad, situación por la que ha pedido disculpas a las siete jóvenes.

El alcalde, así como todo el equipo de gobierno, lamenta los comentarios negativos vertidos hacia las jóvenes, les brinda su apoyo por el disgusto que este asunto ha producido y pide la comprensión de la ciudadanía hacia ellas, pues personalmente no tienen culpa de nada.

A pesar de ello, ha reiterado que teniendo que batallar diariamente con situaciones de emergencia social de muy difícil solución, con un Ayuntamiento intervenido económicamente y con una gran deuda que afrontar el equipo de gobierno ha priorizado otros gastos.

Aclarados todos estos extremos, cada una de las jóvenes se hará cargo de su traje y todos los complementos, a excepción de las bandas, que se las facilitará el Ayuntamiento, y la proclamación de las piñoneras se hará como cada año en el pregón de Carnaval.

Amén de las cuestiones económicas, el alcalde ha querido extraer la parte positiva de esta incidencia expresando que “es bueno que se haya abierto el debate en la ciudad sobre esta costumbre de la ciudad. No hemos venido al Ayuntamiento para que todo siga igual, y me parece positivo que se dialogue con la ciudadanía acerca de su opinión sobre la elección de damas”. Un debate que se abrirá de nuevo, en cualquier caso, tras la celebración de este Carnaval.

Compartir con: