Redacción | Provincia.- El senador socialista, Francisco Menacho, y la presidenta de la Asociación de Emigrantes Retornados, Eva Foncubierta, han presentado la iniciativa que se registró en el Senado y el Congreso y que ha decaído ante la disolución de las Cortes, si bien será elevada ahora al próximo Pleno del Parlamento andaluz así como a los ayuntamientos y la Diputación.

Si hubiese habido Gobierno, esta importante iniciativa en defensa del colectivo que pedía un tratamiento fiscal específico, habría salido adelante pues contaba con el respaldo de todas las fuerzas políticas a excepción del PP, han advertido ambos que han asegurado que será una de las primeras iniciativas que el Grupo Socialista impulse y volverá a registrar cuando se retome la actividad en las Cortes Generales.


Tanto Menacho como Foncubierta han sido muy críticos respecto a las últimas declaraciones que el subdelegado del Gobierno, Javier de Torre, ha realizado en las que ha mezclado intencionadamente subvenciones que reciben las dos asociaciones existentes con ayudas al IRPF para emigrantes retornados. El senador socialista ha reprochado al representante del Gobierno de Rajoy que “en lugar de gestionar y asumir sus competencias, en lugar de solucionar los problemas de los ciudadanos, todo lo que toca, lo lía” y se ha referido así a episodios como la droga desaparecida o la polémica por las obras de la comisaría provincial de Policía. “Cuando hay un tema que afecta al Gobierno de España como es este de los emigrantes retornados, no han sido capaces de hacer nada y lanza una noticia para intentar despistar”, ha criticado.

No es la primera vez que el subdelegado del Gobierno utiliza electoralmente este asunto, intentando confundir a estas personas mayores que ahora acuden a la asociación pensando que los 62.534 euros son para recibir ayudas personales. Y como ha explicado la portavoz del colectivo, esa cifra se corresponde con el montante que han recibido las dos asociaciones, en Cádiz y San Fernando, durante 5 años por atender a más de 6.500 emigrantes retornados, como las que reciben por el reparto del 0,7 por ciento otras muchas entidades sin ánimo de lucro y que se publican año a año en el BOE.

Ya en precampaña de las andaluzas, el subdelegado del Gobierno pidió disculpas a los emigrantes retornados por las cartas intimidatorias que envió Hacienda, incluso a quienes no estaban obligados a declarar. Lo ha recordado hoy Foncubierta quien ha abundado en “la falta de sensibilidad” del subdelegado quien ya en 2012 cuando empezó la problemática, acusó a las asociaciones de estar creando una alarma social que al final se ha demostrado que era tal y que afectan a 45.000 personas que están pagando unos impuestos con efectos retroactivos por simple afán recaudatorio.

El proceso de regularización de los emigrantes retornados obedece a una directiva comunitaria y de hecho, se ha llevado a cabo en toda Europa sin ningún tipo de problemas, sin embargo, la prensa extranjera- Foncubierta ha mostrado varios recortes de Le Figaro y de un periódico suizo- ha resaltado el trato indiscriminado que han sufrido los emigrantes por parte del Gobierno español. “Únicamente ha actuado así España para llenar las arcas a costa de este colectivo que creían indefenso, pero nos hemos tirado a la calle para defendernos”, ha apostillado Eva Foncubierta.

Menacho ha pedido al subdelegado que “en lugar de intentar confundir con la subvención, nos diga de verdad cuántas personas se han visto afectadas por el proceso de regularización al que los sometió el Gobierno, cuánto se ha recaudado y cuánto han devuelto a esos emigrantes en concepto de sanciones y recargos”. El senador socialista recuerda que realizó una pregunta en julio pasado al Gobierno “en la que obtuvimos la callada por respuesta en un claro desprecio de este Gobierno hacia los representantes del pueblo, senadores y diputados”.

El senador socialista ha reiterado su reproche al Gobierno “por tratar como delincuentes a este colectivo frente al guante de seda para todos aquellos que se han beneficiado de la amnistía fiscal” como la mujer de Arias Cañete siendo éste ministro.

Menacho ha explicado los principales puntos de la iniciativa que la semana que viene se debatirá en la cámara andaluza. Pide el establecimiento de un tratamiento fiscal específico a las pensiones públicas del extranjero cuyos beneficiarios son los españoles retornados y que se permita la aplicación directa por parte de la Administración de las figuras tributarias que correspondan a cada situación y que eviten regularizaciones posteriores. También solicita el PSOE a la Agencia Tributaria que asuma con carácter general las sentencias de los Tribunales Superiores de Justicia que dan como exentas las rentas procedentes de los organismos de pensiones alemanes y que respete los convenios bilaterales. Además, pide al Gobierno que establezca los medios para que, como cualquier contribuyente, el pensionista emigrante retornado reciba su borrador de la declaración de Hacienda con todos los ingresos a declarar. Y por último, que Hacienda reintegre de oficio las sanciones y recargos impuestos.

En sus reclamaciones al Gobierno Eva Foncubierta ha pedido hoy que se retomen las ayudas a este colectivo a través del Ministerio de Empleo y así ha recordado que desde año 2011, la ministra Báñez anuló todas las ayudas para asociaciones de emigrantes. “Nunca se han tomado la emigración en serio llamándolo movilidad exterior o espíritu aventurero, nos han dejado al Ministerio al que pertenecemos sin un euro”, ha subrayado, lamentando que encima el proceso de regularización fiscal llevado a cabo por Hacienda “haya provocado tanto daño moral a personas que han pasado de estar tranquilas ayudando con sus modestas economías en sus hogares a sentirse acosados e incluso teniendo que pedir préstamos para subsistir”.

Por último, ha pedido a De Torre que rectifique esa información y aclare que “ese montante ha sido dirigido durante cuatro años a dos asociaciones y no son ayudas a IRPF para emigrantes retornados porque han venido muchos mayores preguntando si esas cantidades se le iban a devolver”. “Son un colectivo muy cumplidor con una conciencia fiscal del exterior que aquí no tenemos, se merecen otro trato y sobre todo, que no traten de manipularlos”, ha aseverado.

 

 

PUBLICIDAD
Compartir con: